TOMÁS VÍCTOR LÓPEZ
20 de julio de 2015 / 09:36 a.m.

Porque su conducta no fue acorde a los valores de la institución, Luis Ernesto Pérez reconoció estar apenado y ofreció una disculpa por un incidente vivido la noche del sábado en San Pedro.
‘Lucho’, a su vez, dijo que acatará cualquier sanción que pueda dictar el Club Monterrey o el cuerpo técnico.
Pérez y Efraín Juárez comparecieron ante la prensa antes del entrenamiento matutino de este lunes en El Barrial. Frente a las cámaras, ambos elementos brindaron una explicación sobre lo ocurrido el fin de semana.

“Estoy aquí para reconocer el error que tuve y el comportamiento que tuve el día sábado. No corresponde a un jugador profesional de esta institución dado que la institución tiene principios y valores muy respetables”, declaró el mediocampista.

“Sé que esto puede manchar un poco lo que se venía haciendo bien, que era trabajar fuerte para poder estar al 100 por ciento a lo que está pidiendo la institución, lo que está pidiendo el cuerpo técnico. Quiero ofrecer esa disculpa, no fue algo bueno lo que se hizo y podría manchar mucho de lo que veníamos haciendo bien en la pretemporada”.

Luis Pérez vivió un incidente que fue divulgado en redes sociales al discutir con personal de seguridad de un antro así como elementos de seguridad pública del municipio de Garza García.

“(Quiero) comprometerme, obviamente esto no es bueno, no es una buena imagen para los niños, para la gente que nos sigue y (estoy) apenado también con ellos. Eso sí, con un gran compromiso de saber que esto no puede suceder”, comentó el mundialista.

“En ocasiones ha sucedido y es darle la importancia a este tema.
Ahora tratar de mejorar en ese aspecto, de ir creciendo, aprendiendo y que sirva para una experiencia más y obviamente saber que no es lo adecuado para una institución como el Monterrey”.

Pérez admitió que aun no ha firmado contrato con Rayados, pero espera que estos días quede sellado el acuerdo con la dirigencia del equipo.

Efraín Juárez explicó cómo sucedieron las cosas y coincidió en que acatará cualquier sanción que tome el equipo.