EDUARDO TORRES | @EDUTORRESR
3 de noviembre de 2017 / 11:27 a.m.

Avilés Hurtado llegó hace cuatro años a México después de 84 partidos y 11 goles en la primera división colombiana.

Su temporada debut en Pachuca estuvo por debajo de lo esperado, pero su rendimiento obedecía a que no era un jugador de tanta experiencia.

Tuvo que ir a Chiapas para tratar de encontrarse y comenzó a marcar algunos goles que empezarían a ponerlo en el mapa del fútbol mexicano. 

Sin el mejor entorno

Antes de llegar a Rayados, Hurtado ya había tenido participación en tres diferentes clubes, con diferencias aspiraciones y exigencias. En Pachuca era una jugosa perla del futuro para alguna venta, en Chiapas era algo fugaz que disfrutaban pero sabían no les pertenecía y en Tijuana era uno de los sellos del fútbol directo, pero quizá solo en esa última etapa con Xolos estuvo cerca de tener un contexto ideal de juego.

Antonio Mohamed estaba convencido de que Avilés en Rayados iba a caer como una de las piezas faltantes en el rompecabezas azul y blanco. Llegó e inyectó velocidad, penetración, y se convirtió en un jugador de categoría y responsabilidad frente al arco.

Rayados formó un equipo alrededor de una idea, no en torno a un jugador. Y cada futbolista desempeña una parte muy importante para el funcionamiento colectivo, y Avilés se nota cómodo en cualquier registro del juego.

El fichaje estrella

La contratación de Hurtado trascendió mucho antes de que fuera oficial, en el draft solo confirmó. Y compitió por el puesto de la mejor contratación junto a Edson Puch y en esa carrera de demostrar ya lo dejó bastante atrás.

Avilés goza de un buen estado físico y futbolístico, mientras que por diferentes motivos (incluyendo lesiones) Edson Puch apenas supera el 30% de participación en la liga, no tiene ni 500 minutos en el torneo. Hasta esa competencia pudo ganar Avilés, con sus 30 años, respetable experiencia y 9 goles en liga.

La gran prueba de liguilla

Falta cada vez menos para mirarlo en la Liguilla; en su última participación no le fue tan bien contra Tigres, y va a ser el momento correcto para ver de qué está hecho, que en los partidos importantes también tendría que aparecer y resolver los problemas a los que él ya tiene las soluciones grabadas en la cabeza en forma de goles.

@edutorresr