21 de diciembre de 2013 / 01:55 a.m.

México.- Aunque pareciera la trama de alguna película de ciencia ficción (Terminator viene a la mente), se trata de una realidad que tiene preocupado al experto en ciber-seguridad Eugene Kaspersky; El software malicioso (Malware) más sofisticado del mundo, Stuxnet, se ha salido fuera de control y ha infectado a una planta nuclear rusa y a la estación espacial internacional.Kaspersky dio a conocer en una conferencia de prensa en Canberra, Australia, la situación de Stuxnet, el cual se especula fue creado por el gobierno de Estados Unidos e Israel para infiltrar las computadoras de Irán e irrumpir en sus planes de enriquecimiento nuclear. Se trata de un virus sumamente poderoso que tiene la capacidad tanto de espiar como de controlar a las máquinas y computadoras que impregna.Debido a que ni en la planta rusa ni en la EEI se puede acceder a red pública, se cree que el virus fue introducido a través de un USB infectado. Aunque suene alarmante, no es la primera vez que la EEI se encuentra en una situación similar. En 2008, la NASA admitió que un virus diseñado para robar contraseñas logró penetrar las computadoras utilizadas en el EEI. Sin embargo, no afectó a la información esencial.Kaspersky advierte que, una vez liberado, nadie es inmune a Stuxnet, ni siquiera sus creadores. Haberlo soltado fue un error, pues "lo que mandas llega de regreso". De acuerdo al experto, se ha desatado una especie de plaga virtual. 

NOTIMEX