ALEJANDRA GONZÁLEZ | @ALEGONZALEZ_11
3 de septiembre de 2017 / 11:22 a.m.

Las Rayadas se llevaron el primer Clásico de Liga con un 2-1 y Daniela Solís no pudo contener la emoción que vivió la noche del sábado tras haber anotado uno de los dos goles festejando como "campeona del mundo".

"Me lo pasó Evans (el esférico), vi el hueco ahí, y no manches festejé como si fuera el gol del campeonato del mundo y me encantó estar aquí con la afición y que nos apoyó muy bien".


Referente al partido la dorsal 20 comentó que se entregaron totalmente al partido, por lo que les dio frutos con el resultado.

"Tigres siempre va a ser una rivalidad en este club, sacamos adelante el juego y estoy muy contenta y agradecida con todas mis compañeras que nos partimos el alma dentro de la cancha.

"Consiguiendo el primero bien temprano nos brinda la confianza al equipo, no paramos de luchar y sacamos el resultado que era lo que queríamos.

"A todos los rivales vamos a enfrentar igual, no vamos a ver a nadie superior, vamos a luchar y a dar lo mejor", finalizó.