SAÚL RODRÍGUEZ | @SAULRDZ1990
15 de noviembre de 2017 / 10:05 a.m.

El presidente de Rayados, Duilio Davino, confirmó que los aficionados de Tigres estarán dispersos en el nuevo estadio en el próximo Clásico Regiomontano 113; sin embargo, el inmueble estará blindado con un importante operativo de seguridad.

“Se esperan entre mil y mil 500 aficionados de Tigres. Hay aficionados de Tigres que tienen abono. En Monterrey hay aficionados al equipo visitante que compran su abono y otros boletos que se reparten a patrocinadores y esos no estarán a nuestro control. Pero hay dos mil elementos de seguridad y apelamos a que la gente vaya, disfrute y se diviertan. ”, expresó el directivo albiazul en el programa Futbol Picante de la reconocida cadena ESPN.

El mandatario reiteró que los fanáticos que participaron en los conatos de bronca contra hinchas felinos en el pasado derbi norteño de mayo, fueron expulsados de manera definitiva.

“Fueron identificados y se les retiraron los abonos. Cada abonado debe entrar con su foto y será complicado que pueda entrar gente que no se tenga identificada y es un estadio que tiene prácticamente todos los asientos numerados y es difícil separarlos, porque quitarían el lugar de siempre a algún abonado.

“Lo más importante es la voluntad de la gente y orientemos para que sea una fiesta. Después de los lamentables hechos en nuestro estadio se tomaron algunas medidas y este torneo hemos quitado abonos por sucesos menores y ese abono no se vendió, fue clausurado y hasta el próximo año será vendido. Queremos garantizar la seguridad del aficionado”, expresó.

SR