DIEGO MEDINA 
24 de febrero de 2017 / 08:35 p.m.

Un desconocido Monterrey, con poca idea y con nulas aproximaciones al marco rival resultó en el final del invicto albiazul anoche al caer 2-0 ante Tijuana para terminar con su racha de 17 partidos oficiales sin perder.

Esta ves los pupilos de Antonio Mohamed fueron incapaces de superar a su rival y por primera vez en la temporada fueron superados en la cancha y el marcador para estancarse en 13 puntos después de ocho fechas del clausura 2017.

Justo el día en el que cumplían cinco meses sin descalabro, los Rayados dejaron su invicto en tierras fronterizas y también muchas dudas pues mostraron una cara radicalmente opuesta a la que habían dejado observar en la campaña.

A los Xolos les bastó con dos mordidas mortales para derrotar a los regios y por lo pronto los de Miguel Herrera ubicarse como líderes generales del certamen.

Desde el primer tiempo Monterrey sufrió y mucho. La conexión entre sus líneas le costó en demasía y como nunca le había pasado en el presente clausura, las jugadas de gol brillaron por su ausencia.

Tijuana tampoco le creo mucho peligro a Rayados pero en las que tuvo fue contundente. Al 16' se abrió el marcador en una conexión entre Avilés Hurtado quien mandó por izquierda a Malcorra que sacó un centro a ras de pasto que definió el argentino Juan Martín Lucero que ante la marca de Cesar Montes venció al guardameta Hugo González para poner el 1-0 en el marcador.

La Pandilla intentó reaccionar al 22' con la jugada más cercana que tuvieron en los primeros 45 minutos pero cuando Dorlan Pabon jaló el gatillo para disparar dentro del área, la barrida defensiva de los Xolos impidió el empate albiazul.

De ahí en adelante en el primer tiempo prácticamente ambas escuadras se anularon y aunque buscaron por todos los sectores, las defensas se agrandaron y mantuvieron a raya a los atacantes.

La dinamita ofensiva del Monterrey parecía explotaría en el segundo tiempo pero nunca pasó.

La más clara para La Pandilla la dejó escapar Funes Mori luego de un centro de Pabon cortado por el portero Lajud quien dejó la pelota muerte y de frente para 'El Mellizo' quien al disparar mandó el balón arriba del arco, errando de manera increíble la del empate al 46'

Y como dicen los cánones, gol fallado, gol en contra y al 65' de tiro libre Victor Malcorra puso las cifras definitivas de tiro libre para vencer a González quien contribuyó en la segunda anotación de Tijuana.

Ni la entrada de Yimmi Chara y Alfonso González al terreno de juego ni las ganas que se notaba de cada Rayado, pudieron con la sobriedad de los Xolos quienes festejaron en grande derrotar al Monterrey luego de cinco partidos de no poder hacerlo.

En síntesis, Monterrey jugó su peor partido del torneo, creo prácticamente nada al frente, no disparó a gol en noventa minutos y los Xolos fueron pacientes pero sobre todo contundentes para llevarse el triunfo y propinarle a los Rayados su primer derrota desde el 24 de septiembre del año pasado.