Tomás López
1 de septiembre de 2015 / 09:49 p.m.

Al cumplirse el primer mes en su nueva casa, Jonathan Orozco pidió paciencia a los aficionados para que todas las cosas funcionen como el estadio de primer mundo que todos merecen.

El portero del Monterrey dijo que han aparecido detalles como suele suceder cuando las personas compran una casa nueva.

“Como en todos lados cuando compramos nuestra primera casita que es nueva, le salen todos los detalles habidos y por haber y hay que cambiar tuberías, hay que cambiar baños, a veces hay que cambiar muchas cosas”, expuso Jona.

“Es lo mismo en el estadio, que trataremos de tener la paciencia tanto afición como nosotros los jugadores de todos los que formamos parte de esta familia Rayada, la paciencia necesaria para que el inmueble esté al 100”.

Además de que se fue la luz en el partido de Liga contra el Santos, en los primeros 30 días del nuevo hogar, ha habido quejas por aspectos como el acceso al estadio, la fluidez vial en el entorno, el calor en el interior y la seguridad del puente peatonal que conecta la Expo con el estadio.

“Ojala pueda ser lo antes posible, que podamos pulir los detalles, que no haya tantas quejas, que la gente entienda es parte, que se ha trabajado a marchas forzadas para que tengan esta gran casa y ojala lo puedan entender y nos ayuden”, agregó el guardameta.

“Nos ayuden con las quejas, con sugerencias para que esto sea de primer mundo como ellos lo merecen”.

EL APUNTE
Jonathan Orozco señaló que la portería es donde menos puede haber críticas en la convocatoria de Ricardo Ferretti porque con Alfredo Talavera y Moisés Muñoz hay garantía en el arco.