JOSÉ LUIS GARZA | @jlgarza1
1 de julio de 2016 / 07:25 a.m.

Alfonso "Ponchito" González se la hizo a Tigres y ahora ¿se la quiere hacer a Rayados?, aún no firma contrato porque sus exigencias no han sido satisfechas y este viernes es el último día para finiquitar las negociaciones iniciadas en el pasado draft.

La adquisición del futbolista fue una negociación de última hora en el ultimo régimen de negociaciones y parece que se está convirtiendo en la más complicada de las transacciones del equipo en Cancún.

Y es que, según ha trascendido, el jugador que fue puesto en la mesa por Atlas con el firme objetivo de sanear sus arcas, no ha estampado su firma en el contrato de Monterrey a pesar de que lo han buscado incluso hasta en la concentración de la preselección tratando de lograr un arreglo, pero los avances han sido mínimos.

Al parecer Ponchito González está pidiendo un sueldo de hasta tres veces superior al que tenía con Atlas antes de firmar el contrato, en caso contrario preferiría regresar con los rojinegros. La respuesta de la directiva regiomontana ha sido negativa en un estira y afloja que puede llegar a romperse si no se logra un acuerdo hoy (viernes).

El volante que no ha logrado dar el estirón en el Atlas, ya que perdió regularidad, concentración y ahora que fue vendido, pide ese aumento significativo que se ha convertido en el principal escollo para consumar el traspaso.

En las próximas horas seguirán con las negociaciones para buscar un final feliz, aunque será difícil si el jugador no quiere bajar sus pretensiones económicas y de no arreglarse Atlas tendrá que intervenir en el tema.