20 de enero de 2013 / 06:54 p.m.

Nueva Zelanda  El fundador de Megaupload, Kim Dotcom, estrenó hoy su portal de almacenamiento ‘Mega’, al cumplirse un año de su detención en Nueva Zelanda a raíz de que fuera acusado de piratería informática por las autoridades de Estados Unidos.

Durante el evento, el informático mostró su sentido del humor y montó una escena donde fue detenido por actores disfrazados de policías. Dotcom recordó así la historia de la que fue protagonista hace un año.

La entrada en servicio de ‘Mega’, dijo Dotcom a la prensa local, "no habría sido posible" sin el cierre de ‘Megaupload’ porque "nadie que esté en estos momentos en el negocio del almacenamiento de archivos puede actualizar su portal y ser como nosotros".

Unas horas después de que se produjera el lanzamiento oficial de Mega, Dotcom indicó por medio de su cuenta en Twitter que en el portal se habían registrado unos 250 mil usuarios a pesar de que el acceso era difícil, aparentemente, debido al notable tráfico.

"250 mil usuarios registrados. El servidor está en su capacidad de máxima carga. Mejorará cuando se calme ese entusiasmo inicial", apuntó Dotcom, quien además explicó su equipo estaban intentando mejorar el acceso.

"Los muchachos están trabajando en equilibrar la carga", precisó.

‘Mega’, que en español se promociona como "la sociedad de privacidad más grande, mejor, más rápida, más fuerte y segura"- ofrece a sus nuevos usuarios 50 gigabytes (GB) de almacenamiento gratuito, servicios de correo electrónico y de nombre de dominios, acceso a través del celular y mensajería instantánea.

Además de la afiliación gratis, ‘Mega’ ofrece tres servicios de almacenamiento de entre 400 GB a 8 Terabytes (TB), con precios que van desde los 19.99 a los 29.99 euros mensuales (26.63 a 39.95 dólares).

El nuevo portal de Dotcom se caracteriza por contar con un sistema sofisticado para encriptar los archivos gracias a que cuenta con varios servidores en diversos países.

Para ello, el portal de Dotcom se ha asociado a las empresas EuroDNS, con sede en Luxemburgo, la neozelandesa Digiweb e Instra, con oficinas en Auckland y Melbourne, para "asegurar el intercambio de archivos encriptados en una nube de almacenamiento (virtual)", según un comunicado de prensa divulgado por Mega.

Los operadores de 'Mega' no tendrán acceso al material que suban los usuarios, con lo que previene que sean nuevamente responsabilizados por supuestos delitos contra los derechos de autor, según informó la televisión estatal neozelandesa.

El portal ‘Mega’ entró en servicio a las 17:48 GMT del sábado, momento en el que se cumplía un año desde que las fuerzas de seguridad neozelandesas irrumpieron en la lujosa mansión de Dotcom, a las afueras de Auckland, para detenerle en respuesta a un requerimiento del FBI estadunidense.

En ese operativo Dotcom y tres socios fueron detenidos, Estados Unidos cerró ‘Megaupload’, y fueron confiscados los bienes, cuentas corrientes del informático alemán residente en Nueva Zelanda, y se realizaron otras detenciones en Europa.

Actualmente Dotcom y sus tres socios aguardan, en libertad condicional en Nueva Zelanda, el inicio del proceso de extradición solicitado por Estados Unidos, que ha sido aplazado hasta el próximo agosto.

Estados Unidos acusa a ‘Megaupload’ de haber causado más de 500 millones de dólares en pérdidas a la industria del cine y de la música al transgredir los derechos de autor y obtener con ello unos beneficios de 175 millones de dólares.

Dotcom, quien cumple el lunes 39 años, dijo que su principal temor es que si él y sus abogados consiguen ganar el proceso, las autoridades estadunidenses" busquen encontrar algo más (en su contra)".

El informático alemán reiteró en rueda de prensa que es blanco de una persecución y adelantó que desarrolla el proyecto de lanzamiento de Megakey, un producto con el que pretende revolucionar la publicidad por internet.

— EFE