jaime garza
2 de abril de 2015 / 07:32 a.m.

A poco más de cien días de que inauguren su nuevo estadio, los jugadores y cuerpo técnico de Rayados visitaron la que será su nueva casa.

Antonio Mohamed y sus dirigidos ya sueñan con vibrar y triunfar en su nuevo estadio.

Dicen que una imagen dice más que mil palabras, y tal fue el caso este viernes con cada postal que se tomó cada integrante de la plantilla rayada durante su primera visita a la que a partir de este verano llamarán "casa".

Alrededor de las 14:30 horas llegó el autobús oficial del Club a la construcción de este majestuoso recinto y los albiazules descendieron con gran ánimo, como si fueran a disputar ya el primer partido.

Ingresaron por el acceso poniente y caminaron por los pasillos hasta llegar al que será el vestidor del equipo local, el cual contará con casillero para cada jugador, salón de calentamiento, cuarto de utilería, camas de terapia, regaderas, tinas de baño y cuarto de utilería; todo con instalaciones de clase mundial.

Ahí, al estar a Mohamed frente a sus jugadores, se pudo divisar cómo serán las charlas que tendrá previo a los partidos y al medio tiempo para planear la estrategia que les permita conseguir triunfos.

Después, descendieron por el túnel por el que saldrán los jugadores de ambos equipos a la cancha y en donde los reporteros entrevistarán a los mismos al finalizar los encuentros.

Llegaron hasta las gradas del primer nivel, en las que ya se pueden ver impregnado el azul y blanco. Dentro del monumental edificio, los jugadores no dudaron en sacar sus celulares para inmortalizar este momento, pues era la primera vez que llegaron hasta el lugar en donde estará la cancha en donde escribirán los siguientes capítulos en la historia del Club de Futbol Monterrey.

Continuaron el recorrido y se trasladaron al segundo nivel. La imaginación es poderosa y con una sonrisa y un brillo en sus ojos revelaba que su mente imaginaba ya a 51 mil gargantas coreando su nombre o unidas al grito de gol.

Los trabajadores de la construcción, quienes también dan su máximo esfuerzo todos los días para cristalizar este sueño, se acercaron a los jugadores y a Antonio Mohamed, para tomarse fotografías y convivir con ellos, y sentirse más cerca del gran momento en que los Rayados salgan a la cancha a defender sus colores.