JOSÉ ELGUETA | @jmelgueta
27 de febrero de 2017 / 08:06 a.m.

Tras vivir una semana de forastero el Monterrey inicio sus entrenamientos de cara a la semana de doble competencia que vivirá en casa, el domingo por la mañana trabajaron con normalidad preparando el encuentro que sostendrán el martes por la noche ante los Bravos de Ciudad Juárez.

Después del enfrentamiento de la Copa MX, sostendrán un partido más en su estadio, al recibir a los ‘gallos blancos’ del Querétaro de Jaime Lozano, que vienen de ganar en un partido de goles 4 - 3 ante Pumas.
Los dirigidos por Antonio Mohamed, ya están clasificados a los octavos de final del torneo copero, pero aspiran a ser el mejor plantel del certamen en la fase de grupos, se ubican en la segunda posición general con nueve puntos, además de 11 goles a favor y no conocen anotaciones en contra.

La diferencia con el primero del certamen es de sólo un punto, pues las Chivas de Matías Almeyda son líderes con diez unidades, pero con la diferencia de que ya cerraron su participación en la fase de grupos. El conjunto albiazul de ganar ante Bravos F.C. conseguirá ser el líder absoluto y cerrar en casa los partidos de definición.

El equipo viene de caer en la jornada 8 del Clausura 2017 ante Tijuana, el primer descalabro después de 17 encuentros sin conocer la derrota, además se alejaron de los primeros cuatro lugares del torneo, uno de los objetivos del club. Ahora deberán enfrentar a Querétaro, para volver a las primeras posiciones.

Los últimos cinco enfrentamiento ante los gallos blancos en la Sultana del Norte, han sido triunfos en favor de ‘La Pandilla’. En el último encuentro disputado en el Coloso de Acero de Guadalupe, Rayados ganó 3 – 2 los goles del conjunto local fueron obra de Carlos Sánchez, Rogelio Funes Mori y Nery Cardozo, este último hoy jugador de Querétaro, al igual que Hiram Mier.

Dorlan Pabon, pese a no convertir ante Xolos, se mantiene como líder de goleo del presente semestre con cinco anotaciones, de cerca con cuatro celebraciones lo sigue Avilés Hurtado ofensivo de Tijuana.