26 de febrero de 2015 / 01:28 a.m.

Monterrey.- Será el próximo sábado, cuando un juez de control regional resuelva si los propietarios de la empresa organizadora de bodas, Maia Eventos, enfrentan detenidos o libres el juicio que les iniciaron por las 17 denuncias que tiene pendientes en el nuevo sistema acusatorio.

El representante del Poder Judicial tomará la determinación dentro del juicio de vinculación a proceso que solicitó la Procuraduría de Justicia, el cual se reanudará el fin de semana.

En esa audiencia, los acusados María Verónica González Garza y su esposo Javier Chávez Gutiérrez tendrán que robustecer las pruebas que supuestamente iban a reunir y deben presentar 24 horas antes de que se reanude el juicio de vinculación que quedó suspendido el pasado lunes, cuando llegaron detenidos procedentes del estado de Veracruz.

Los presuntos defraudadores deben anexar dichas probanzas a la carpeta judicial que les iniciaron por las 17 denuncias mencionadas y en las cuales les reclaman un total de un millón 500 mil pesos.

Por el momento, González Garza y su esposo permanecen en las celdas de la Secretaría de Seguridad Pública del municipio de Guadalupe.

Si el juez de control resuelva que pueden enfrentar el juicio en libertad, los acusados podrán abandonar esas celdas y deberán cumplir con las nuevas medidas cautelares que les impongan.

En caso contrario, María Verónica González y su esposo tendrán que permanecer recluidos en ese lugar, mientras enfrentan el juicio correspondiente al delito que les atribuyeron en julio del año pasado, después de que se hicieron públicos los fraudes que cometieron en perjuicio de 72 parejas a las que les iban a organizar el evento para su enlace nupcial.

Aunque, además, tienen pendientes las 55 averiguaciones que les iniciaron por el mismo delito en el sistema de justicia tradicional.

FOTO: Especial

REDACCIÓN