30 de enero de 2015 / 02:17 a.m.

Monterrey.- El trabajador que murió la mañana del miércoles al caerle nueve placas de mármol cuando laboraba en el centro de la ciudad, era originario de Ciudad Mante, Tamaulipas.

Hacia aquella localidad fueron trasladados ya los restos del infortunado, y se espera que en las próximas horas les den cristiana sepultura.

Personal de una funeraria local se hizo cargo de los trámites administrativos en el Servicio Médico Forense, y también del traslado del cuerpo.

Trascendió que la empresa en la que trabajaba el infortunado les brindó el apoyo a los deudos para liquidar los gastos generados por los funerales.

Miguel Ángel Torres Martínez, de 45 años de edad, falleció el miércoles 28 de enero en las afueras del negocio denominado Mármoles y Canteras.

El lugar se localiza en las calles Juan Álvarez y Gerónimo Treviño, en el centro de Monterrey, donde el ahora occiso prestaba sus servicios desde hacía varios meses.

Se informó que Torres Martínez y uno de sus compañeros se disponía a bajar nueve placas de mármol que estaban en la caja de una camioneta tipo estaquitas.

Debían colocarlas dentro del local, pero al realizar las maniobras en forma manual, las piezas de aproximadamente dos metros cuadrados se vinieron abajo.

Se presume que el tamaulipeco trató de sostener el pesado material para evitar que se quebrara, tomando en cuenta el valor monetario de ese tipo de mercancía.

Sin embargo, para su desgracia fue apastado por las nueve piezas, de aproximadamente 90 kilos cada una.

Su cuerpo quedó en plena vía pública, luego de que sus compañeros le retiraron la mayoría de las placas mientras arribaba el auxilio de la Cruz Verde y de la Cruz Roja.

Elementos de Protección Civil de Monterrey también se hicieron presentes y efectuaron una revisión en el lugar, constatando que se había tratado de un accidente afuera del establecimiento.

TEXTO Y FOTO: AGUSTÍN MARTÍNEZ