26 de enero de 2013 / 06:39 p.m.

La clonación de tarjetas de crédito y débito es un delito que se realiza a través de dispositivos sofisticados que extraen los datos financieros de los titulares de los plásticos.

 

Ciudad de México.- Durante 2012, en México la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) recibió 28 mil 915 denuncias por clonación de tarjetas, delito que se concentra en cinco entidades siendo el Distrito Federal la que registró uno de cada cuatro casos.

La clonación de tarjetas de crédito y débito es un delito que se realiza a través de dispositivos sofisticados que extraen los datos financieros de los titulares de los plásticos, sin que éstos se percaten de forma inmediata, lo que otorga tiempo a los clonadores para cargar a las tarjetas cargos no reconocidos por sus dueños.

El Distrito Federal resultó ser la entidad con más delitos de este tipo ya que, por sí sola concentra el 26 por ciento de los casos, es decir 7 mil 514 denuncias. Además de la capital del país, otras cuatro entidades registraron en conjunto el 52 por ciento de los delitos a nivel nacional: Jalisco, con 3 mil 73 casos; Veracruz (mil 596), Chihuahua (mil 506) y Guanajuato (mil 303).

Durante 2011 la Condusef reportó 25 mil 840 casos de robo de datos personales a través de la clonación de tarjetas de crédito y débito, es decir que el delito tuvo en 2012 un incremento de 11.9 por ciento respecto al año anterior.

De acuerdo con la dependencia, en el 95 por ciento de los casos de clonación de tarjetas, se supone la complicidad de los empleados de las instituciones bancarias y de los comercios en donde hay terminales de pago. Los lugares más comunes donde se comete este delito son los restaurantes, gasolineras y hoteles con terminal para tarjetas de crédito.

Raúl Luévano, delegado estatal de la Condusef en Baja California, explica que el hecho de que la mayor parte de la clonación de plásticos ocurra en este tipo de establecimientos responde a que en la mayoría no existe el requisito de presentar una identificación para efectuar el pago. El promedio de los montos que se adjudican a los dueños de las tarjetas en esa ciudad van de 5 mil hasta 10 mil pesos.

Chihuahua es el único estado fronterizo que se encuentra entre los cinco con más delitos de este tipo. Sobre la problemática que las entidades fronterizas enfrentan en este tema, Óscar González, delegado de la Condusef en Chihuahua, explico que en el norte del país, el problema va en aumento en comparación con el resto de los estados, ya que los cargos en las tarjetas de los afectados se hacen en tiendas de las ciudades limítrofes como El Paso, Texas, Santa Fe y Nuevo México.

Al realizar el delito en estas ciudades, se retrasa el tiempo en que la víctima se percata de los cargos ilegales. Además los cargos se realizan en dólares, aumentando así el monto de la deuda adquirida por el titular de la tarjeta clonada, explicó el funcionario.

Entidades más segurasBaja California Sur se encuentra entre los estados que presentan el menor número de incidencias de este delito, pues sólo reportó 148 casos. María Guadalupe Romero, delegada estatal de Condusef, refiere que este delito nunca ha representado un problema para la entidad hasta el momento. Otros estados con bajo índice de clonación de tarjetas son: Tlaxcala (120), Campeche (198) y Zacatecas (216).

David Alfonso Utrilla, delegado de la Condusef en Chiapas, apunta que al contrario de lo que ocurre en la mayoría de los estados, en esta entidad se ha presentado un modo de operación distinto en el que los “delincuentes” tramitan créditos de préstamos en distintas cadenas comerciales con documentación falsa que obtienen al clonar la tarjeta de su víctima. Los préstamos que se han otorgado se encuentran entre 50 y 54 mil pesos.

A pesar de lo anterior, el delegado explicó que aún no se contabilizan los casos específicos de este modo de operar, por lo que el total de los casos en la entidad se ubica en 299 denuncias.

Los bancos con más demandasA nivel nacional, la institución bancaria que presenta el mayor número de denuncias es el Banco Nacional de México, con un total de 13 mil 713; le sigue BBVA con 3 mil 962 y Banco Santander México con mil 621. La Condusef aclara que esto se debe a que estas tres instituciones financieras son también los que cuentan con el mayor número de clientes.

 JESSICA GUADARRAMA