JAIR RAMOS
31 de julio de 2018 / 08:17 a.m.

Luego de entrar de cambio y anotar los dos goles de su equipo, Alison González dijo sentirse con sentimientos encontrados luego del empate de última hora ante Atlas.

"Creo que primero para mí los resultados personales me voy contenta y feliz por los dos goles, pero me voy enojada y molesta porque lo teníamos en las manos.

"Fue la falta de concentración, nos relajamos con el dos cero y vinieron las consecuencias", enfatizó.

La jugadora auriazul dejó en claro que la lesión de su portera no fue la primera causa de este empate sorpresivo.

"No creo, todas estamos metidas en nuestro papel es algo difícil que tu portera se lesione pero hay que salir de eso", añadió.

Tigres sabe los compromisos que tienen en puerta los cuales son de suma importancia estos los enfrentarán ya con las medallistas de Barranquilla en Centroamericanos.

"Cada partido es diferente, nos vamos preparando para afrontar los juegos", finalizó.

SR