RAFAEL RIVERA
25 de julio de 2015 / 02:25 p.m.


Previo a la disputa de la final de la Copa Libertadores, entre Tigres y River Plate, el mediocampista uruguayo Egidio Arévalo se encargó de encender los ánimos. En una entrevista para la estación de radio Super Mitre de Uruguay, el jugador felino habló sobre el ambiente previo a la final, y recalcó los choques previos contra la escuadra argentina en la fase de grupos.

"A River me hubiera gustado eliminarlo antes, le dimos una mano a ellos. Ahora tenemos que mirar para adelante. Hablamos con el grupo y decimos que es la tercera vez que le damos una mano a River. Hoy en día están en el Mundial de Clubes. Esperemos que no haya que hablar del árbitro en estas finales", señaló el mediocampista charrúa, previo a la final de ida.

Al momento de hablar sobre lo que Tigres debe hacer en la final, el ‘Cacha’ aseguró que "contra River no nos podemos descuidar. No será igual al partido por la serie. Tenemos que ir a Buenos Aires de la mejor manera.

Pese a estos ánimos, Arévalo no pudo ocultar su molestia por los empates ante el cuadro ‘Millonario’ en la fase de grupos, en especial el segundo en el estadio Universitario. “En el empate con River en México me fui muy caliente. Por dos descuidos le dimos la posibilidad a ellos de seguir en carrera", señaló el jugador auriazul.

En uno de los momentos más sorprendentes de la entrevista, el ‘Cacha’ dio a conocer que estuvo cerca de jugar con el River, aunque aseveró que preferiría jugar con el Boca Juniors, rival clásico del cuadro sudamericano. "Cuando estaba Passarella de presidente, me dijo de jugar en River, pero yo tenía todo cerrado con otro club. Tuve la posibilidad de jugar en River y en Boca, pero finalmente no se dio. A mí me gustaría jugar en Boca", rememoró el mediocampista al hablar sobre el acercamiento que tuvo al ahora finalista de la Libertadores.