13 de abril de 2013 / 03:08 p.m.

Monterrey.-   • Las condiciones climáticas pero también la falta de infraestructura ha causado que el sector agropecuario de Nuevo León reduzca su aportación al PIB estatal en los últimos 10 años.

De acuerdo con información de Data Nuevo León, en el 2003 esta actividad representó un 1.4 por ciento del PIB estatal, mientras que en este año la proyección es de un 0.70 por ciento, con un valor de 5 mil 261 millones de pesos.

Este sector incluye: agricultura, ganadería, aprovechamiento forestal, pesca y caza.

Fermín Montes Cavazos, delegado de la Sagarpa Nuevo León, explicó que uno de los factores que más ha afectado en la entidad es el clima y la situación de sequía que afecta a los cultivos temporales.

"Nuevo León no tiene un buen cielo o buen suelo como otros estados, pero ha crecido mucho en la transformación de alimentos".

Esta menor aportación al Producto Interno Bruto también se ve reflejada en el número de empleo que genera, ya que en el 2003 el sector agropecuario aportó 10 mil 56 empleos y hasta octubre del año pasado sumaban 8 mil 221.

El funcionario defendió que la entidad continúa destacando en sus principales cultivos como la papa y la naranja pero esto no sucede con el trigo por ejemplo.

“Los principales cultivos de Nuevo León siguen siendo los mismos, el principal cultivo es la papa y siguen manteniendo una buena producción, andamos en alrededor del tercer lugar, a veces bajamos al cuarto a nivel nacional”.

También indicó que la entidad sigue destacando en los cultivos de naranja, aunque a nivel nacional estimó que se encuentre Nuevo León en una sexta posición después de Veracruz, Tamaulipas y Michoacán.

De acuerdo con la Unión Regional de Citricultores de Nuevo León, en la entidad se cultivan alrededor de unas 30 mil hectáreas se siembran de naranja tipo valencia, mientras que la toronja y mandarina se cultivan en tres mil hectáreas.

Información de Sagarpa (2011), la producción máxima de naranja, ha sido de unas 352 mil toneladas en el Estado.

Cambiar cultivos

La situación de sequía marca una tendencia: que el Estado migre algunos de sus cultivos hacia los que no requieran tanta agua como: pastizales, cártamo y nopal, advirtió Montes.

"Nos vamos a tener que dedicar a dos cosas: a cambiar cultivos que ocupen menos agua y hacer inversiones que nos permitan tener alta tecnología (por ejemplo en sistemas de riego)".

De acuerdo con información reciente de la Comisión Nacional del Agua el sector agrícola en la entidad “absorbe” alrededor de 552 millones de metros cúbicos sólo de aguas subterráneas.

La superficie para usos agrícolas en la entidad es de 6.72 por ciento de toda la extensión territorial de la entidad, según datos de la página oficial del Gobierno estatal.

Además de los cultivos, en la producción de cerdo el estado también vio menguar su producción, señaló el funcionario, esto debido al alto precio de los alimentos, así como a la importación de este tipo de carne:

"Éramos importantes productores de cerdo y hemos bajado nuestra producción por que los alimentos son muy caros y la política pública de importación ha afectado a los productores".

Innovar para hacer frente a la sequía

Fermín Montes dijo que en los últimos cuatro años el campo se ha visto perjudicado porque ha habido poca lluvia y debido a estas circunstancias que se enfrentan se ha requerido hacer cambios como la agricultura protegida o de invernadero, así como a la industrialización de los alimentos.

Destacó que en el 2012 se tuvo una producción de tomate rojo, en sus variaciones de saladette y bola, de unas 20 mil toneladas, cuando antes no se llegaba a este volumen.

"Nuevo León ha crecido mucho en la transformación de los alimentos, el Estado ya está entre los principales lugares en el país que transforma alimentos", dijo el funcionario.

ALEJANDRA MENDOZA