28 de febrero de 2013 / 11:13 p.m.

 

 

Los títulos de la constructora mexicana de viviendas se desplomaron este día, presionadas por un débil reporte de resultados trimestrales y tras anunciar que está renegociando la mayor parte de su deuda bancaria.

 

Monterrey • Las acciones de la constructora mexicana de viviendas Urbi se desplomaron el jueves, presionadas por un débil reporte de resultados trimestrales y tras anunciar que está renegociando la mayor parte de su deuda bancaria.

Los papeles de Urbi perdieron 9.45 por ciento a 4.31 pesos en la bolsa mexicana, aunque tocaron un mínimo de 4.11 pesos en la jornada.

Urbi reportó el miércoles una caída del 63 por ciento en su utilidad neta, arrastrada por un desplome del 40 por ciento interanual en sus ingresos del cuarto trimestre de 2012.

"Los resultados fueron decepcionantes (...) Urbi no da certezas al mercado de inversionistas, no da confianza en ese sentido por la opacidad de sus resultados", dijo Arianna González, analista de Signum Research.

Los débiles resultados generaron un mayor uso de efectivo del esperado, lo que a su vez empujó la deuda de la compañía a 18 mil 033 millones de pesos al cierre del 2012.

Sin embargo, Urbi dijo en su reporte que estaba negociando nuevos acuerdos con cuatro bancos para cambiar los términos de la mayor parte de su deuda en créditos puentes con un plazo de cinco años.

"Estos acuerdos están en proceso de ser implementados", dijo la compañía en su reporte sin detallar el monto de la deuda.

Directivos de la compañía no estuvieron inmediatamente disponibles para ampliar la información.

En su reporte, Urbi dijo que al cierre del año tenía 4 mil 164 millones de pesos en créditos operativos y mil 418 millones de pesos en créditos puente y certificados bursátiles.

"Los préstamos para la construcción tienen plazos de seis a nueve meses, y entonces lo que está haciendo Urbi es acordar con los bancos que los plazos se extiendan a 5 años, lo que le da más visibilidad al negocio", dijo un analista que pidió omitir su nombre.

Los créditos estarían ligados a proyectos de vivienda en marcha y permitirán a la compañía cubrir necesidades de capital de trabajo para el 50 por ciento de su operación en los próximos cinco años.

Las acciones de Urbi han caído alrededor de 43 por ciento en lo que va del año, ante la preocupación de inversores por la debilidad de su desempeño operativo y un posible incumplimiento de sus niveles de endeudamiento.

Urbi dijo que cerró el año con un índice de deuda/ganancias antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización (EBITDA) de 4.9 veces, pero la compañía indicó que había logrado una dispensa de sus acreedores para elevar el indicador a 5.5 veces, aunque no dio el rango previo.

REUTERS