ROBERTO FLORES
17 de diciembre de 2016 / 02:04 p.m.

Con un entrenamiento a puerta cerrada en la cancha del Estadio Universitario, los Tigres cerraron los trabajos de la semana rumbo a la Gran Final del futbol mexicano ante América.

Los felinos trabajaron desde las 09:00 horas y por espacio de 120 minutos hicieron futbol y pulieron detalles en táctica fija de cara al duelo de Ida del próximo 22 de diciembre en la cancha del Estadio Azteca ante las Águilas.

Sin embargo, en esta ocasión los jugadores universitarios no dieron declaraciones a los medios de comunicación y será hasta este lunes 19 de diciembre que vuelvan a los entrenamientos en sus instalaciones de Zuazua.

Un grupo de 10 aficionados Incomparables se dieron cita en El Volcán para llevarse los autógrafos y las fotografías del recuerdo.

“’¡Vamos con todo Hugo (Ayala) por el campeonato!”, le dijo emocionado un aficionado al defensa central de los felinos mientras le daba un autógrafo.

Uno de los más atentos con los hinchas Jürgen Damm, quien incluso se regreso al vestidor en busca de una camisa de entrenamiento para regalársela a una aficionada a la que se la había prometido en días pasado tras una práctica en Zuazua.

Lamentablemente para la jovencita ya no tenía más nuevas y quedó de obsequiarle una la próxima semana antes de jugar la Final.

“¡Hay que ser campeones Jürgen, ojalá sigas jugando como en toda la Liguilla y anotando goles!”, le comentó un seguidor al volante ofensivo quien le respondió, “ojalá Dios quiera que así sea, todos queremos el campeonato”.

Los elementos que estaban trabajando para su recuperación como Luis Quiñones, Manuel Viniegra y Alberto Acosta siguen con sus trabajos y el caso de éste último es el que mejor ha avanzado, incluso ya está trabajando al parejo del grupo.

Tigres ha esperado ya 14 días desde que eliminó a León en la Semifinal para poder enfrentar al América por el título, por lo que faltan todavía cinco más para empezar a jugarse la Final de este Apertura, la cual es la tercer consecutiva para el conjunto universitario.

En el 2014 la jugaron ante el mismo América y la perdieron; en el 2015 la ganaron ante Pumas, y ahora en el 2016 buscarán alcanzar su quinta estrella en la historia de la institución.