ROBERTO FLORES | @BETOFLORES67 
2 de mayo de 2017 / 05:36 p.m.

De los ocho equipos que hoy, a una jornada del cierre del torneo regular, están dentro de la Liguilla, Tigres es el que está viviendo un cierre que ilusiona a sus aficionados y preocupa de más a sus rivales.

Los felinos en el pasado mes de abril jugaron 9 partidos entre liga y Concachampions, y hablando sólo de los encuentros por el torneo local han sumado 10 puntos en seis encuentros, con tres victorias, un empate y dos derrotas, pero lo más importante es que en los últimos tres duelos de local no ha recibido gol.

En estos encuentros, los actuales campeones del futbol mexicano han anotado 11 goles por apenas tres recibidos, teniendo la mejor diferencia de goles de entre todos los ocho que hasta este momento están clasificados con un +8.

“Creo que el equipo en los partidos que jugamos en la Liga hizo las cosas adecuadamente con excepción del Clásico que lo perdimos y en casa los últimos partidos nos ha salido bien. Por estos tres triunfos que logramos en casa volvimos a una posibilidad de clasificación”, señaló el lunes Ricardo Ferretti.

En este repunte auriazul han vencido a Pumas, Chivas y Xolos, todos por goleada, al primero 4-0 y a los otros dos con el mismo marcador de 3-0, mientras que perdió con León, aquí en el Volcán, y Rayados, ambos por la mínima diferencia, en tanto que el empate se dio con Necaxa 1-1.

De llegar a la clasificar, Tigres ingresará con la mejor diferencia de goles de toda la liga, con el equipo más equilibrado, la mejor defensa, con apenas 11 goles recibidos en 17 partidos, y eso es un punto muy importante para pensar en un título, que en este caso sería el Bicampeonato, algo que sólo Pumas y León han conseguido en los torneos cortos.