1 de abril de 2013 / 11:18 p.m.

Ello luego de que la Encuesta de Expectativas del Sector Privado de Banxico, mostrara que el consenso estimó que el tipo de cambio se ubicará en 12.44 pesos por dólar al final de 2013, contra 12.55 pesos estimados previamente.

 

Ciudad de México • Las expectativas por parte del sector privado en cuanto al comportamiento del tipo de cambio seguirán ajustándose hacia la baja, considera el Grupo Financiero Ve por Más (Bx+).

Ello luego de que la Encuesta de Expectativas del Sector Privado que realiza el Banco de México, revelara que el consenso estimó que el tipo de cambio se ubicará en 12.44 pesos por dólar al final de 2013, contra 12.55 pesos estimados previamente.

El director Ejecutivo de Administración de Activos y Estrategia Económica de la institución, Manuel Guzmán Moreno, calificó este cambio como notable, después de la apreciación observada tras el recorte de la tasa de referencia.

Comentó que antes del reporte, el peso tocó un nivel intradía de 12.2910 pesos por dólar, el menor observado desde noviembre de 2011, además de que una inflación moderada y una tasa de interés en niveles similares al actual han propiciado una apreciación de 1.9 por ciento desde el recorte de la tasa de referencia.

En su opinión, el principal riesgo a la baja para el tipo de cambio será la demanda por instrumentos denominados en pesos ante un aumento del interés por parte de inversionistas internacionales, así que "por lo anterior, anticipamos que las expectativas sigan ajustándose a la baja".

Señaló que en dicha encuesta se previó que el crecimiento esperado para 2013 del Producto Interno Bruto (PIB) será de 3.46 por ciento, una disminución de 9 puntos porcentuales, en línea con lo esperado para Estados Unidos (de menos 5 puntos porcentuales).

En tanto que las expectativas inflacionarias se incrementaron luego de que el dato de la primera quincena de marzo (4.12 por ciento) superara las expectativas y se ubicara por encima del objetivo de Banxico (3.0 +/-1.0 por ciento).

En el mediano plazo (2015), éstas permanecen ancladas en 3.53 por ciento (anterior 3.49 por ciento) debido a que la institución central ha mencionado que los posibles choques que se presenten serán transitorios y no afectarán la convergencia a la meta en el mediano plazo.

Por lo anterior, el consenso anticipó una pausa monetaria hasta finales de 2015, cuando se espera un incremento de ésta, agregó.

NOTIMEX