ROBERTO FLORES | @BETOFLORES67
23 de septiembre de 2016 / 03:52 p.m.

Aunque Cruz Azul venga con un mal torneo hasta el momento en Tigres no se pueden confiar ni darles espacios en el partido de este sábado, pues son muy peligrosos en los contragolpes, expresó Lucas Zelarayán.

El “Chino” destacó las cualidades de los Cementeros y de la forma en que se les debe enfrentar en el duelo de la jornada 11 de este Apertura 2016 en el llamado “Clásico del Cemento”.

“Es un rival que tiene muy buen contragolpe, tiene jugadores de mitad hacia adelante jugadores muy buenos, rápidos, que son desequilibrantes y que si les dejamos un poco de espacio nos pueden complicar.

“Debemos tener los recursos necesarios para eso, por ahí no dejar tanto espacio y tratar de presionarlos bien arriba para no darles chance a un contragolpe o a que ellos se encuentren mano a mano con nuestros defensores”, expresó el argentino.

.- ¿Cuándo un equipo viene mal se vuelve más peligroso?

“No sé si más peligroso, creo que ellos vendrán a tratar de sacar los tres puntos acá en casa nuestra, por ahí sí cuando los equipos están faltos de puntos hacen hasta lo imposible para ganar.

“Éste es un club grande como Cruz Azul que ellos quieren ganar siempre y terminar lo más alto posible, así que será un lindo partido, una gran disputa y ojalá que podamos hacer las cosas como venimos haciéndolo y que se nos de la victoria”, señaló.

Zelarayán enfatizó el punto de no caer en excesos de confianza por el hecho de estar en lo más alto de la tabla y ser hoy el mejor equipo de la liga, pero siempre respetando a los rivales.

“Creo que enfrentaremos a un muy buen equipo, a pesar de que no se le han dado buenos resultados tiene jugadores, juegan bien a la pelota, es un equipo muy respetable que sabemos que no tenemos que relajarnos.

“Si les da ventaja te pueden llegar a convertir, tiene grandes jugadores de mitad de cancha para adelante, así que con el respeto que se merece nosotros haremos nuestro juego como lo venimos haciendo y dejar los tres puntos en casa”, puntualizó.

Tigres cerró su preparación para el juego ante los Cementeros con un entrenamiento ligero en las instalaciones del Polideportivo de la UANL en Escobedo, en donde realizó la tradicional cascarita previa de cada juego.