30 de agosto de 2013 / 02:23 p.m.

México  • El secretario de Hacienda, Luis Videgaray, desestimó las afirmaciones de calificadoras y analistas en el sentido de que México está entrando a una recesión, al aclarar que lo que hay es una desaceleración.

El titular de Hacienda acudió ayer a la presentación del informe de actividades de la Mesa Directiva del Senado que dio el panista Ernesto Cordero, donde se le preguntó si se está en riesgo de una recesión, a lo que respondió:

“México está creciendo. La economía mexicana está creciendo, está generando empleos, lo está haciendo a un ritmo menor a lo esperado y por eso esta desaceleración del crecimiento económico debe ser un llamado de atención a todos los mexicanos y particularmente a quienes participamos en el proceso de toma de decisiones para hacer los cambios profundos que la economía mexicana reclama.”

Al agregar que para eso es la agenda de reformas que impulsa el Presidente de la República y que están inscritas, además, en el Pacto por México.

Respecto a la insatisfacción que hay por la caída del crecimiento económico, Videgaray apuntó que la economía mexicana está creciendo, pero menos de lo que debe y puede crecer, “y para eso necesitamos acelerar el paso en materia de reformas, como lo dijimos ayer”.

Indicó que las reformas en materia de competencia económica, financiera, la energética y la que habrá de presentar en los próximos días a la Cámara de Diputados, en materia hacendaria, “son, sin duda alguna, nuestro mejor elemento para acelerar el crecimiento económico, no solamente para el próximo trimestre o el próximo año, sino de manera sostenida por los próximos años y las próximas décadas”.

Respecto al paquete presupuestal que enviará el 8 de septiembre, el funcionario reafirmó que irá acompañado de la reforma hacendaria.

Dijo que este paquete fiscal contendrá ya “pasos decisivos” importantes para construir un régimen de seguridad social universal para todos los mexicanos.

También subrayó que se enfocará en elevar la progresividad del sistema impositivo, de tal forma que las personas que perciban mayores recursos económicos también sean las que contribuyan más, a fin de elevar los ingresos públicos.

— ANGÉLICA MERCADO Y OMAR BRITO