25 de junio de 2013 / 01:22 p.m.

Monterrey • Durante mayo Nuevo León reportó una tasa de desocupación del 5.70 por ciento, cifra que muestra una reducción de casi medio punto porcentual en un año y por segundo mes consecutivo, informó el INEGI.

Sin embargo, esta tasa porcentual significa que alrededor de 126 mil 83 personas en la entidad se encuentran desocupadas, cantidad que sería casi igual a 3 veces lleno el estadio universitario de fútbol de la UANL.

Ubicado en el contexto nacional, el Estado registró la quinta tasa más alta en el país y sobrepasó la tasa de desocupación nacional reportada en 4.93 por ciento.

De acuerdo con la fuente oficial, mayo es el segundo mes de manera consecutiva en que se registra un descenso, ya que en marzo la tasa fue de 6.36 por ciento respecto de la Población Económicamente Activa (PEA) y descendió en abril a 6.10 por ciento (reducción de 0.26 puntos porcentuales) para posteriormente disminuir en mayo a 5.70 por ciento (0.4 puntos porcentuales).

Marco Antonio Pérez Valtier, economista del Despacho Pérez Góngora y Asociados, señaló que existe una marginal recuperación, pero no es optimista ya que un Estado como Nuevo León debería tener una tasa que fluctúe alrededor del 3 por ciento.

“Es una mejoría marginal (…) no podemos tener un optimismo en ese aspecto porque esas tasas son muy elevadas.

“Es una tasa de desocupación para Nuevo León muy alta, debería andar cuando menos en 3 o 3.5 por ciento, sería aceptable”.

El experto agregó que aún no se puede tener una “señal clara” de la tendencia en la T.D. que se podría tener durante este segundo semestre ya que incluye la evolución de la economía estadunidense, entre otros factores:

La tasa reportada durante mayo es la más baja en lo que va del año y respecto a diciembre del año pasado de 5.61 por ciento. La tasa de desocupación más baja reportada fue enero del año pasado también, con 5.25 por ciento.

En mayo del 2012 Nuevo León se situó en la tercera posición con la T.D. más alta en el país y ese mismo mes de este 2013 descendió dos lugares.

Julio César Arteaga García, director de la división de posgrado de la Facultad de Economía de la UANL coincidió en que la tasa reportada por el Estado es alta y la tasa en que debería fluctuar sería alrededor del 4 por ciento.

Señaló que uno de los diversos factores que está incidiendo en que este indicador aún se mantenga muy alto es el incremento del 50 por ciento en el Impuesto Sobre Nómina, aprobado a inicio de este año: “Eso obviamente tiene un impacto negativo en la generación de empleo”.

El directivo puntualizó que en esta ligera disminución es importante analizar y considerar qué tanto las personas recurre a la informalidad para tener sus ingresos económicos:

“Eso implicaría en que se está encontrando empleo pero no en actividades económicas que genere impuestos o ingresos para el gobierno”.

Por otro lado, la Reforma Laboral es otro de los factores que está permitiendo la flexibilidad en horarios de trabajo y podría estar ayudando en un aumento en la contratación.

El directivo señaló que de continuar con esta tendencia es posible que la tasa de desocupación se ubique en niveles en alrededor del 5.5 o 5.4 por ciento.

“Hay ciclos, hacia diciembre generalmente la tasa de desocupación se reduce por cuestiones de que hay una mayor actividad económica”.

Las entidades con la tasa más alta de desocupación en mayo fueron: Tamaulipas con 6.85 por ciento, el Distrito Federal reportó 6.79 por ciento, Tabasco un 6.63 por ciento, Tlaxcala con 5.96 por ciento y Nuevo León 5.70 por ciento.

De acuerdo con los datos más recientes del INEGI, al primer trimestre de este año en la entidad hay más de 2 millones 72 mil habitantes ocupados, de una Población Económicamente Activa (PEA) de 2 millones 211 mil 987 habitantes.

ALEJANDRA MENDOZA