14 de agosto de 2013 / 12:45 p.m.

 Bruselas  • La economía de la eurozona creció un 0.3 % en el segundo trimestre del año, poniendo fin a un año y medio de recesión, según informó hoy la Oficina de Estadística Comunitaria, Eurostat.

La recuperación fue impulsada sobre todo por Alemania, cuyo PIB aumentó un 0.7 % y Francia (0.5 %), mientras que otras economías siguieron en recesión, como España, donde el retroceso fue del 0.1 %.

En el conjunto de la UE, el crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) entre abril y junio fue también del 0.3 %.

En el primer trimestre, el PIB había caído un 0.3 % en la eurozona y un 0.1 % en la Unión.

En términos interanuales, el PIB de la eurozona había caído un 0.7 % en el primer trimestre y un 0,2 % en todo el bloque comunitario.

La economía española, mientras, sufría un retroceso del 1.7 % respecto al mismo periodo del año anterior.

A pesar del dato general positivo, en el segundo trimestre continuaban en recesión al menos seis países de la UE -no hay datos disponibles aún para todos-, entre ellos algunas de las mayores economías del euro como Italia (con una caída del 0.2 %) y España.

También registraron un retroceso los Países Bajos (-0.2 %), Suecia (-0.1 %), Bulgaria (-0.1 %) y Chipre (-1.4 %).

De los países rescatados, Portugal registró un crecimiento del 1,1 % en el segundo trimestre, el mayor de toda la eurozona, mientras que Eurostat no dispone de información sobre Grecia ni Irlanda.

La salida de la recesión para la eurozona se apoyó principalmente en la economía alemana, que creció un 0,7 % en el segundo trimestre de 2013 respecto al primero, un dato confirmado hoy por la Oficina Federal de Estadística (Destatis).

Por su parte, el PIB de Francia avanzó un 0.5 % en el segundo trimestre del año frente a la caída del 0.2 % registrada entre enero y marzo, lo que fue validado hoy por el Instituto Nacional de Estadística (Insee).

Fuera del área de la moneda única, Reino Unido registró un crecimiento del 0.6 %, frente al del 0.3 % del primer trimestre.

 — EFE