ALEJANDRA MENDOZA
29 de junio de 2013 / 03:21 p.m.

Monterrey • Debido a que el desarrollo del talento es de las bases importantes para una organización, Coca-Cola FEMSA (KOF) destina en promedio 15 millones de dólares por año a este rubro.

Con esto, ha logrado ocupar sus vacantes en un 83 por ciento con el mismo talento que desarrollan en el interior de la compañía, explicó Carlos Salazar Lomelín, director general de la compañía embotelladora de Coca Cola más grande en el mundo, en términos de volumen de ventas.

"La estrategia de la compañía debe estar acompañada con la administración del talento (…) cuando tú logras tener esa banca de talento te permite que cuando creces las vacantes las vas cubriendo con gente que ya la tienes capacitada", dijo en entrevista posterior a su participación en el Foro Mundial de Recursos Humanos 2013, organizado por Eriac Capital Humano.

El directivo criticó que directores generales de compañías califiquen de "gasto" el dirigir recursos económicos para el desarrollo de sus empleados:

"A mí me choca, me causa impacto ver directores generales que no les tiembla la mano para una ampliación de su fábrica y maquinaria y cuando le pones sobre su escritorio que hay que invertir dinero en desarrollar talento de las personas les parece un gasto".

Salazar Lomelín explicó que para la empresa representa una inversión para el talento casi a fondo perdido, pero la apuesta es hacia su gente, ya que este proceso de capacitación significa el tener a personas que no estén trabajando durante un periodo de tiempo:

“Desarrollo de talento, ¿qué significa esto? tener gente que no tiene chamba, que se está capacitando, se está preparando, se está moviendo en diferentes funciones, les estamos apostando”.

Sin embargo, de no lograr una inversión en su personal, citó, sería imposible que casi en sus 400 centros laborales tengan una estandarización de trabajo como la que actualmente tienen.

El directivo señaló que el desarrollo del talento y su administración es un área importante para el responsable del RH y el director general.

Durante su ponencia Carlos Salazar, explicó a los expertos en recursos humanos que tienen que entender la visión de la compañía para poder desarrollar el talento así como el compromiso.

"Talento sin compromiso no vale, compromiso sin talento es un buen deseo", señaló.

En entrevista posterior, destacó la importancia de que la empresa se pregunte si las capacidades y las instituciones están preparadas para el tipo de retos que se tengan en el futuro.

"Sin lugar a dudas creo que necesitamos más técnicos, más ingenieros, gente más orientada hacia la tecnología porque nosotros como país somos manufactureros, el contenido del valor de nuestras exportaciones es el más alto de toda América Latina".

Salazar concluyó que las empresas siempre tienen la necesidad de desarrollar talento.

 

Reforma Energética

En un contexto donde Carlos Salazar se refería a la globalización y todos los cambios que existen internacionalmente, comentó brevemente:

"Algo que no resalta hoy (es) el hecho de que los Estados Unidos sea autosuficiente en sus necesidades de energía, los cambios que eso va a mostrar en el mundo ¿y qué va a provocar eso?, cambios totales.

"Podemos defender mucho el petróleo, pero ahora no sé a quién se lo vamos a vender".

Actualmente uno de los temas que se discuten a nivel nacional es la iniciativa que se presentará de la reforma energética donde hay opiniones polémicas sobre el que se privatice o no a Pemex.

Esta semana el Consejo Coordinador Empresarial (CEE) se manifestó a favor de la apertura a las inversiones privadas y públicas para potencializar al sector y a la economía, pero al mismo tiempo se pronunció en contra de una privatización.

 

KOF compra firma brasileña

Coca-Cola FEMSA, anunció que ha llegó a un acuerdo para adquirir el 100 por ciento de Companhia Fluminense de Refrigerantes, una transacción en efectivo.

Mediante un comunicado, la compañía que dirige Carlos Salazar informó que durante los últimos 12 meses al 31 de marzo de 2013, Companhia Fluminense vendió 56.6 millones de cajas unidad de bebidas, incluyendo cerveza, generando aproximadamente 232 millones de dólares en ingresos netos.

Añadió que el valor agregado de esta transacción es de 448 millones de dólares y el EBITDA consolidado proforma estimado de Companhia Fluminense de los últimos doce meses el 31 de marzo de 2013 es de 40 millones de dólares.

"Esta transacción ratifica nuestro compromiso de permanecer enfocados en las oportunidades que el sistema embotellador de Coca-Cola presenta en Latinoamérica. Esta adquisición resalta la importancia estratégica en el largo plazo del mercado brasileño para Coca-Cola FEMSA", señaló Salazar Lomelín.