1 de febrero de 2013 / 11:22 p.m.

Las unidades pueden presentar fallas en la suspensión trasera por un tornillo mal colocado. En México existen 370 vehículos en posesión de particulares.

 Ciudad de México • General Motors de México hizo un llamado a revisión a sus unidades Chevrolet Malibu modelo 2013, debido a que pueden presentar fallas en la suspensión trasera por un tornillo mal colocado.

En un comunicado, la empresa automotriz aseveró que esta pieza podría causar en menor medida algún ruido o un efecto menor en la conducción del vehículo, o en casos extremos presentar cambios repentinos en el manejo de la unidad.

“Cabe mencionar que es muy poco probable que se presente esta condición, y que a la fecha no se ha reportado ningún caso en el país”, reportó la compañía.

En México existen 370 vehículos en posesión de particulares, por lo que durante febrero General Motors los contactará mediante una carta para que acudan al distribuidor Chevrolet de su preferencia y se realice la inspección de los tornillos involucrados.

De ser necesario, serán ajustados o bien reemplazados según la condición que presenten, sin costo alguno para los clientes.

REDACCIÓN NEGOCIOS