JUAN LARA | @JUANCHOL7
17 de octubre de 2016 / 10:02 a.m.

André-Pierre Gignac atraviesa por uno de sus peores momentos desde que llegó al futbol mexicano en 2015 para Tigres.

‘Dedé’ ha marcado un gol en los últimos siete partidos y fue de penal. El francés ha tenido fallas claras de frente al marco y su promedio goleador con respecto a sus dos torneos anteriores como felinos ha caído.

Luego de 13 jornadas, Gignac ha marcado cinco goles; uno al América, uno a Chiapas, dos a Pachuca y una a Puebla. Sin embargo, tuvo fallas claras contra Morelia, Veracruz, Chivas, Puebla y León, inclusive contra los esmeraldas falló un penal.

En el Apertura 2015, a estas mismas alturas del torneo, el ariete galo acumulaba nueve goles a pesar de perderse los dos primeros partidos contra Toluca y Morelia debido a los compromisos de Tigres en la Copa Libertadores.

Para el Clausura 2016, Gignac registraba diez goles en 13 jornadas con un partido de ausencia ante Chivas por una gastroenteritis aguda. En ese torneo terminó como campeón goleador con 13 anotaciones.

Los goles han dejado de acompañar al ‘Bomboro’ en una de las etapas más críticas del campeonato. No obstante, Gignac espera recuperar el olfato goleador en la cancha donde se coronó con Tigres, Ciudad Universitaria y llegar con buen pie al Clásico Regio del 29 de octubre en el ‘Volcán’.