RAFAEL RIVERA - @RAFADATOS
19 de septiembre de 2015 / 09:11 p.m.

En condición de local, Tigres afrontó la edición 105 del Clásico Regio, en un duelo marcado por la intensidad. Tras haber finalizado el primer tiempo con desventaja de 1-0, los felinos dieron la campanada ante Rayados en el segundo tiempo, para imponerse 3-1.

En la segunda mitad los felinos mostraron una cara más ofensiva, siendo uno de los mayores referentes André-Pierre Gignac, quien se encargó de lograr el 2-1 para los universitarios. Pese a su gol y a la victoria, el ariete francés terminó de forma negativo el encuentro, al salir de la cancha por molestias físicas.

Al tratar de controlar un balón, el ariete europeo tuvo un mal contacto, cayendo inmediatamente al pasto. En lo que se ha mencionado que es una esguince, obligó al refuerzo auriazul a dejar la cancha al minuto 83, para ser reemplazado por Gerardo Lugo.