9 de mayo de 2013 / 12:07 a.m.

 Ciudad de México • El gobernador del Banco de México, Agustin Carstens, aseguró que durante mayo se mantendrán las presiones en la inflación debido al aumento en precios por factores sanitarios en productos básicos como el huevo, así como por el aumento en el precio del transporte en algunas zonas del país.

Al presentar el Informe trimestral sobre la inflación, el funcionario reconoció que hay volatilidad de precios y estimó que esto podría deberse al cambio climático con lo cual es necesario realizar un estudio a profundidad de cómo esta situación está modificando el comportamiento de precios.

No obstante, estos factores Carstens aseguró que hacia el segundo semestre del año la inflación en México comenzará a bajar, con lo que mantiene su meta para el índice de precios de entre 3 y 4 por ciento al finalizar 2013.

 — ANTONIO HERNÁNDEZ