28 de agosto de 2013 / 04:04 p.m.

 México  • El bajo nivel de ahorro para el retiro de los trabajadores, combinado con el creciente envejecimiento de la población, anticipan un horizonte difícil para los jubilados.

En 2050 existirán alrededor de 28 millones de personas con más de 60 años de edad, pero lo peor es que a causa de la poca cultura del ahorro para el retiro de los mexicanos será una población con escasos ingresos, pobre y enferma, aseguró Moisés Pérez Peñaloza, director de Ahorro y Retiro Estratégico de Invex.

Detalló que 799 personas llegan diariamente a los 65 años, tendencia que seguirá por lo menos en los siguientes 18 años.

Advirtió que las personas deben preocuparse durante su ciclo laboral en acumular los recursos suficientes para afrontar esa etapa, pues si la esperanza de vida es hasta de 86 años y el retiro labora se da entre los 60 y 65, aún quedan alrededor de 25 años de vida.

Para lograrlo, existe el ahorro mediante las administradoras de fondos para el retiro (Afore); sin embargo, con el nuevo Sistema de Ahorro para el Retiro en 1997 las nuevas generaciones que no destinen los recursos suficientes recibirán como pensión solo alrededor de 15 por ciento de su último salario.

El especialista indicó que como medida complementaria a las Afore, tienen a su disposición medidas alternas como los planes privados de pensiones que otorgan algunas empresas a sus trabajadores.

En este sentido, detalló que existen dos tipos: los planes de beneficio definido, donde la compañía aporta la totalidad de los recursos, pero el empleado no puede disponer de ellos hasta que cumpla cierta edad y tiempo trabajando para ella.

Por otro lado, existen los planes de contribución definida, donde tanto la empresa como el trabajador hacen aportaciones, en este caso el segundo tiene el derecho de llevarse el dinero que haya ahorrado, no así con el del patrón, que está sujeto a ciertas cláusulas.

Asimismo, señala que algunas instituciones ofrecen planes híbridos —combinación entre ambos esquemas—, los cuales han venido tomando importancia con el paso del tiempo, dado que buscan fomentar la cultura del ahorro en el empleado.

Paralelamente, cualquier persona puede acceder a un plan personal de retiro, el cual es posible abrir en algunas instituciones especializadas con un monto mínimo de mil pesos.

Este esquema, precisa el directivo de Invex, es una buena opción para las personas que trabajan por cuenta propia.

Sin embargo, Pérez Peñaloza indica que, de ser posible, lo ideal es que una persona tenga una cuenta de afore, una en su empresa y aparte un plan personal.

Datos de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro revelan que, hasta el año pasado, mil 822 empresas ofrecen en total 2002 planes de pensiones.

Aunque esta cifra no es suficiente, dado que significa que solo tienen cobertura un millón 35 milempleados.

 — BRAULIO CARBJAL