7 de marzo de 2013 / 02:49 p.m.

García • Las compañías del ramo automotriz Mercedes Benz y Polomex invertirán 20 millones de dólares en la ampliación de su producción que consiste en la fabricación de dos unidades nuevas y también para herramientas en su planta ubicada en el municipio de García.

En los próximos tres años una vez que se hayan recuperado los niveles del mercado de autobuses en México no descartan que puedan duplicar su producción actual, además analizan exportar sus vehículos.

Harald Hauke, vicepresidente de Mercedes-Benz Autobuses de México anunció ayer que realizaron una primera inversión por 15 millones de dólares y posteriormente apostarán 5 millones de dólares más.

El periodo que comprende esta inversión comenzó en 2012 y terminará en 2014, actualmente han destinado alrededor de los 7.5 millones de dólares.

“"Entre Mercedes Benz y Marcopolo hemos invertido más de 15 millones de dólares en este proyecto y estamos en capacidad de canalizar 5 millones de dólares adicionales que se han destinaron en la ampliación de nuestra nave, herramientas de producción así como la optimización de producción"”.

Durante su discurso del acto inaugural de la nueva línea de producción destacó que actualmente hay más de 15 mil 500 vehículos producidos en esta planta que circulan en Monterrey y su área metropolitana.

Con esta inversión se generarán este año 300 empleos que se agregarán a su plantilla actual de 700 personas y en el siguiente año prevén contratar a 300 personas más.

Los dos nuevos modelos de autobuses que se fabricarán son Paradiso y Viaggio, se pretenden producir entre 3 o 4 unidades diarias de los nuevos modelos y con esto llegar a cerrar el 2013 con 500 autobuses en total, explicó Victor Segura, gerente de producción y manufactura de la planta.

Un solo autobús puede durar entre tres a cinco semanas para ensamblarse y quedar listo para el mercado.

Al cierre del año pasado esta planta fabricó en total 3 mil 500 vehículos y para este año proyecta llegar a 4 mil unidades, esto representa un crecimiento del 14 por ciento. Toda su producción se vende en el país.

De la producción total un 15 por ciento se vende en Nuevo León, esto significa alrededor de 525 autobuses.

Marcio Andrés, gerente de producción de la empresa Marcopolo (a esta empresa pertenece Polomex) explicó que actualmente en la producción de estas unidades nuevas sólo un 20 por ciento es de producción nacional, pero en los siguientes años proyectan desarrollar proveedores nacionales.

Respecto al espacio físico que comprende esta ampliación de la producción es de 3 mil metros cuadrados más este año y posteriormente se prevé agregar 2 mil metros cuadrados más.

La empresa Marcopolo es el mayor fabricante de carrocerías y Mercedes Benz el mayor de chasises, ambas a nivel global.

Proyectan recuperación en 2016

Raúl González, director de ventas y mercadotecnia y pos venta de Mercedes Benz explicó que se espera una recuperación del mercado de autobuses en el 2015 y 2016.

“"Podría llegar un año normal, todo depende también de las leyes de emisiones que se establezcan en México, lo cual provocaría una actualización de la flota vehicular en el 2015 o de lo contrario se llegaría al 2016"”.

Explicó que aún no se han recuperado los niveles del 2008 cuando se vendían alrededor de 10 mil unidades de autobuses ya que actualmente se encuentra en 7 mil vehículos de este tipo.

“"Tenemos una capacidad instalada para producir 10 mil unidades por año, que sería todo el mercado total, nosotros producimos el 50 por ciento de lo que se vende en el mercado.

“"A nivel mundial se le está poniendo mucha atención a Mercedes Benz a la planta de autobuses aquí en Monterrey y se están considerando para muchos proyectos globales"”, dijo.

Harald Hauke coincidió en que entre el 2016 esperarían alguna recuperación del mercado y actualmente analizan el exportar sus productos.

ALEJANDRA MENDOZA