DIEGO ARMANDO MEDINA
28 de julio de 2015 / 12:51 a. m.

Dejando atrás el protocolo que se siguió previo a todos los partidos de la Copa Libertadores de América 2015, River Plate y Tigres se pusieron de acuerdo y ninguno de los dos clubes pisará la cancha rival antes de los duelos por la Gran Final.

Los ‘Millonarios’ no reconocerán el césped del Estadio Universitario este martes y optaron por programar su entrenamiento, mismo que realizarán en el Tecnológico para cerrar su preparación rumbo a la Ida de la final ante los felinos.

La decisión de ambos equipos pasa por la mejor de las intenciones en tener la cancha en el estado optimo y a la altura de lo que se estarán jugando las instituciones.

De igual forma cuando Tigres la próxima semana viaje a Argentina, los dirigidos por Ricardo Ferretti no trabajarán sobre el pasto del Monumental y buscarán una sede alterna para entrenar previo al partido decisivo.