ALEJANDRA GONZÁLEZ | @ALEGONZALEZG7
26 de septiembre de 2016 / 05:54 p.m.

En Tigres cada vez que un jugador se convierte en padre, le trae buena suerte al equipo al lograr campeonatos. Hace unos días nació la bebé de Damián Álvarez... ¿le traerá éxito los felinos?

Todo empezó en el 2011, cuando los dirigidos por Ricardo Ferretti buscaban su tercera estrella ante Santos Laguna. El capitán del equipo, Juninho, levantó el trofeo en el Estadio Universitario aquel 11 de diciembre del 2011, y a las pocas horas tuvo que trasladar el festejo al hospital, ya que alrededor de las cinco de la mañana tuvo que llevar a su esposa al hospital a dar a luz a la niña que tanto deseaban. 

A los cuatro años llegó André-Pierre Gignac llegó a la institución, no pasaron ni dos meses y su mujer tuvo un niño de nombre Eden, y en el mismo semestre consiguió junto con sus compañeros la cuarta estrella en el Olímpico Universitario en la dramática tanda de penales. 

Ahora hace unos días Damián Álvarez se volvió a convertir en padre de una hermosa niña... ¿se repetirá la historia?