REDACCIÓN | @MMDEPORTESMX
26 de diciembre de 2016 / 09:30 p.m.

Una final de ensueño vivió André-Pierre Gignac, en el partido de ida se había dañado la .... y eso no fue un impedimento para que pudiera jugar la vuelta en el Estadio Universitario.

Al acabarse el encuentro, diversos medios lo entrevistaron y el francés destacó que ni lastimándose el tobillo se iba a quedar fuera. 

El atacante durante los dos días previo a la Gran Final, fue objeto de críticas debido a que usaba el collarín mientras cargaba una mochila, por lo que algunas personas mencionaban que estaba mintiendo, así que 'Dede' mostró su espalda, donde se apreciaban las Kinesiotape sobre su cuello, y un tratamiento llamado Ventosaterapia.

"Gracias a todos los médicos del club, también a dos o tres personas más, no puedo decirles los nombres pero gracias a ellos porque tuve dos días muy complicados, muy difíciles, no sabía si podía jugar esta noche, también gracias a 'Tuca' por la confianza que me tiene.

"Algunos no creyeron en mi lesión, no soy una persona así (de mentir), no me voy a perder una final ni por una fractura de tobillo wey", le dijo a un reportero el francés.