JUAN LARA 
29 de abril de 2017 / 09:50 p.m.


Tras haber sido superados ampliamente por Tigres, el entrenador de Xolos, Miguel Herrera no salió a la rueda de prensa y en su lugar dio la cara su auxiliar Diego Ramírez.

El asistente del Piojo no ve con malos ojos enfrentarse a los felinos en la Liguilla, pues, es un choque que se podría dar en los Cuartos de Final.

"Es muy probable porque Tigres puede calificar. Nosotros mantenernos en la parte alta, no le veo ningún problema es un equipo fuerte hoy nos supero. No cometeremos los mismos errores y será otro tipo de partido.

El partido de hoy no tiene nada que ver con un partido de Liguilla que se pueda dar. Nos deja una gran enseñanza de cara a la liguilla. Todavía nos falta un partido y tenemos que corregir los errores. Cerrar bien el torneo y pensar en la Liguilla", mencionó.

Ramirez aceptó que Tigres los superó en todos los renglones del juego.

"El resultado no es lo que esperábamos. No veníamos por este tipo. Teníamos la intención de sumar. Hay que reconocer que Tigres nos supero. Podemos sacar muchas conclusiones y entrar de lo mejor posible corrigiendo ese tipo de detalles.

"Para nada (estaban pensando en Liguilla), este equipo tiene un objetivo muy claro. Tenemos más de 60 puntos en Todo el año. Íbamos a pensar en al Liguilla. Hoy no hicimos un buen partido. No estuvimos finos, precisos en todas las zonas de la cancha. Tigres nos superó.

El asistente dijo que al equipo le faltó intensidad y que fallaron tanto a la defensiva como a la ofensiva.

"Al equipo le faltó intensidad. Llegamos a destiempo a las jugadas y tuvimos muchas impresiciones. Habíamos logrado ser sólidos atrás. Normalmente somos un equipo que es goleador, hoy ni una, ni otra. Hay que darle vuelta a la página y pensar en Veracruz", cerró.