EDUARDO TORRES | @EDUTORRESR
4 de agosto de 2017 / 05:37 p.m.

La suspensión de Enner Valencia en el partido frente a Santos sin duda es sensible para lo pretendido por Tigres en el ataque, el tridente logrado ha generado inestabilidad en las defensas rivales por no saber exactamente a quién marcar, el constante cambio de zonas es parte de conocerse entre sí.

Ismael Sosa lleva ya un tiempo considerable en el club, llegó después de que Tigres ya tiene una delantera de alto calibre, pero el argentino fue parte del discurso de constante mejora en lo futbolístico dentro de club. 

Enner y Valencia tienen características distintas, pero a final de cuentas están para lo mismo: tratar de finalizar jugadas producidas por Zelarayán, Damm y Aquino. Hay que recordar que en el partido de Campeón de Campeones ya pudimos ver la tercia Gignac, Vargas y Sosa porque aún no estaba disponible el ecuatoriano.

Sosa ofrece un mucho mejor juego aéreo para el momento donde se hacen lances desde el arquero o los centrales para aguantar la pelota, a diferencia de Valencia que también puede ser activado mediante juego directo pero con necesidad de espacio a la espalda del lateral o central.

Seguramente Tigres será el equipo protagónico con balón en esta jornada 3, por ello esto del juego directo quizá sea secundario por las facilidades de posesiones largas que puede dar Querétaro, y entonces Ferretti tendrá que buscar otra fórmula para utilizar al argentino y lograr abrir una defensa replegada: una sociedad entre Sosa y Damm, utilizar el entrar y salir, intercambiando zonas entre centro y banda para no tener las referencias de marca tan fijas.

A media semana, Sosa hizo el 1-0 que puso arriba a Tigres frente a Cruz Azul en Copa MX. Era el jugador más experimentado en la fase de ataque, acompañado por Acosta, Quintanilla e Ibarra supo sobreponerse a las adversidades que ponían los defensas visitantes. Justo en la segunda parte encontró una buena combinación con el debutante Durán para ponerse de frente al arco y marcar el gol felino.

Parece que todos tenemos claro quiénes son los titulares en el ataque de Tigres, pero estas son las oportunidades que se deben aprovechar para hacer dudar al entrenador.


lgw