12 de junio de 2013 / 01:17 p.m.

México • El presidente Enrique Peña Nieto fijó en un billón de pesos la meta de crédito a otorgar por la banca de desarrollo este 2013.

De entregarse, el monto equivaldrá a un crecimiento real de 10 por ciento, es decir, tres veces más la tasa que se estima para el PIB.

Durante la reunión denominada “La banca de desarrollo: avances y perspectivas”, el Presidente admitió que la cifra es ambiciosa, pero que los avances que ya reportan las instituciones financieras pueden propiciar condiciones favorables para alcanzarla.

En tanto, el secretario de Hacienda, Luis Videgaray, al presentar los avances y perspectivas de la banca de desarrollo para 2013, detalló que el financiamiento para el sector productivo será de 669 mil 300 millones de pesos, 45 mil 800 millones más que en 2012, y 406 mil 100 millones de pesos en garantías.

"La banca de desarrollo debe ser un instrumento de innovación, además de colaborar con intermediarios financieros para que el crédito se convierta en un instrumento accesible, barato, que permita dar fuerza al crecimiento del país y traer bienestar a las familias mexicanas", dijo el funcionario.

Destacó que este sector, de diciembre de 2012 a mayo del presente año, ha otorgado 289 mil 330 millones de pesos de crédito directo a empresarios en el país.

El Presidente consideró que el crecimiento económico es clave para el desarrollo pleno del país, pero para elevarlo se requieren financiamientos específicos y es ahí donde la banca de desarrollo deberá hacerse presente sin ser una competencia directa con las instituciones comerciales.

"Un lineamiento central de la nueva política pública para la banca de desarrollo es garantizar que sus préstamos tengan el mayor impacto posible en la economía. Estamos fortaleciendo sus capacidades técnicas, organizacionales y de gestión, para que desarrollen productos innovadores y de amplia aceptación", dijo el mandatario.

La operación de la banca de desarrollo tendrá que estar enfocada en los sectores más productivos y con menos acceso al crédito, además de que deberá tener programas enfocados a las mujeres.

Peña Nieto dijo que si bien la banca debe cuidar su capital, también deben emprenderse acciones para fomentar la producción y el crecimiento.

Al desglosar las metas por organismo, Luis Videgaray explicó que se espera que Nacional Financiera otorgue 351 mil millones de pesos en créditos, dirigidos a proyectos productivos de las pequeñas y medianas empresas. A la par, se destinarán 377 mil 200 millones de pesos en garantías, con lo que aumentará 13.6 por ciento el financiamiento a esta rama productiva.

El Banco Nacional de Comercio Exterior (Bancomext) destinará 95 mil 400 millones de pesos a empresas exportadoras, un crecimiento de 12 por ciento comparado con el año pasado.

Al respecto, el director general de Bancomext, Enrique de la Madrid, puntualizó que el comercio exterior es responsable de uno de cada cinco empleos que se generan en el país, además de que los salarios en este sector son 30 por ciento mayores comparados con el resto de las empresas nacionales.

En tanto, el Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (Banobras) tiene programados 38 mil 100 millones de pesos mediante programas de créditos, para atención de proyectos de infraestructura y apoyos en estados y municipios. Este organismo prevé llegar a un saldo de crédito directo de 264 mil 100 millones de pesos, 6 por ciento más que el año pasado.

MIRIAM CASTILLO Y ANTONIO HERNÁNDEZ