27 de abril de 2013 / 04:38 p.m.

México  • Al cierre del primer trimestre del año, Petróleos Mexicanos registró un pasivo laboral por más de 1.3 billones de pesos, que de mantener esta tendencia equivaldrá a poco más de 60 por ciento de sus ingresos totales, lo cual va en detrimento de su sanidad financiera, afirman especialistas.

La paraestatal informó que en conjunto con el sindicato petrolero sostendrán pláticas a fin de impulsar un esquema pensionario que pueda ser económicamente viable para la empresa, sin que ello afecte directamente los derechos de los trabajadores.

“Tomando en cuenta las condiciones prevalecientes en los mercados financieros internacionales, en particular en un ambiente de bajas tasas de interés, el pasivo laboral de la empresa al 31 de marzo del presente año se valuó en 1.3 billones de pesos”, citó Pemex.

Sobre este tema, Mario Beauregard, director corporativo de Finanzas de Pemex, aseguró que tan solo al cierre de 2012, la reserva de beneficios a empleados registró un saldo de casi 1.3 billones de pesos, lo que significó un incremento de 49 por ciento respecto a los 862 mil 79 millones pesos que se alcanzaron a diciembre de 2011.

En conferencia, el directivo explicó que se busca respetar los derechos de las personas jubiladas y de aquellos que trabajan en la paraestatal, toda vez que se les dará opciones para poder migrar hacia un nuevo esquema, no obstante que los nuevos empleados ya entrarán bajo un nuevo régimen de pensiones.

Por otro lado, Raymundo Tenorio Aguilar, director de la carrera de Economía de la Escuela de Negocios del Tecnológico de Monterrey, aseguró que es urgente cambiar el esquema de pensiones de la paraestatal, de lo contrario a futuro la empresa deberá pedir préstamos adicionales para poder pagar los beneficios a los empleados, por lo que la situación es insostenible.

En entrevista con MILENIO, el también especialista en temas financieros, aseguró que si ahora los pasivos acumulados en 2012 son equivalentes a 62 por ciento de los ingresos totales de la paraestatal, de continuar esta tendencia, al cierre de 2013 esta cifra ascenderá a 65 por ciento.

“De 2008 a 2011 los beneficios a empleados se incrementaron en 100 mil millones, pero en 2012 dieron un brinco por más de 300 mil millones de pesos. Esto se explica por la capitalización de la reserva laboral, ya sea para despidos o pensiones vitalicias.”

Sostuvo que si hoy la paraestatal tuviera que liquidar a todos sus empleados, tendría que destinar más de 60 por ciento de sus ingresos totales, y de mantenerse esta tendencia, en 10 años se verá obligada a pedir préstamos para cubrir sus obligaciones con los empleados.

Aun cuando no se realice una reforma energética, el especialista insistió en que es urgente un cambio en materia de pensiones.

No obstante, si se realizan ajustes en la Constitución sobre la forma de explotar los recursos petroleros del país en busca de una mayor rentabilidad, estos esfuerzos no servirán de nada sin la cooperación del sindicato para crear una nueva modalidad de beneficios para los empleados, aseguró.

Pérdidas por 4 mil 388 mdp

El reporte financiero correspondiente a los primeros tres meses del año revela que Pemex registró una pérdida de 4 mil 388 millones de pesos, lo cual se derivó de un incremento en sus costos de ventas y gastos generales.

El resultado negativo del primer trimestre también tiene que ver con una reducción de 3.7 por ciento en los ingresos totales, los cuales ascendieron a 396.2 miles de millones de pesos.

Dicha tendencia también tiene que ver con una disminución de 2.5 por ciento en los volúmenes de exportación a los mercados internacionales.

Otro de los factores que ha contribuido al resultado trimestral de la paraestatal es el comportamiento del tipo de cambio del peso frente al dólar, de 3.8 por ciento, por lo que Pemex registró pérdidas por 4 mil 388 millones de pesos.

“Principalmente como resultado de menores ingresos por ventas, un incremento de 8.4 por ciento en el costo de ventas y de 17.2 en los gastos generales. Aunque lo anterior fue compensado por una disminución de 9.1 por ciento en impuestos y derechos”, concluye la paraestatal en su reporte.

Reporte

Los ingresos totales de Petróleos Mexicanos ascendieron a 396.2 mil millones de pesos. Y la producción de hidrocarburos alcanzó los 3 millones 709 mil de barriles de petróleo crudo equivalente al día.

Asimismo, se informó que la producción de crudo promedió 2 millones 544 mil barriles diarios durante los primeros tres meses del año.

Los impuestos causados durante el periodo alcanzaron 224.2 miles de millones de pesos. Durante el trimestre, el EBITDA (resultado antes de impuestos, amortizaciones y depreciaciones) fue de 268.6 miles de millones de pesos.

NAYELI GONZÁLEZ