14 de noviembre de 2013 / 02:39 p.m.

La economía alemana creció un 0,3 por ciento en el tercer trimestre de 2013, impulsada por el aumento del consumo interior así como por las inversiones, según informó hoy el Departamento Federal de Estadística (Destatis).

Esto supone una subida del PIB alemán menor a la del segundo trimestre de este año, cuando la economía del país creció un 0,7 por ciento.

Además, en comparación con el tercer trimestre de 2012, el PIB de Alemania creció un 1,1 por ciento.

Los impulsos positivos provinieron especialmente del interior del país, con un aumento del consumo privado y estatal, así como una intensificación de la inversión en equipamiento y en construcción con respecto al segundo trimestre de 2013.

Sin embargo, el comercio exterior, que en el trimestre pasado había sido uno de los agentes de crecimiento, lastró esta vez el PIB al sufrir un frenazo por el incremento del ritmo de las importaciones frente a un descenso del volumen de las exportaciones.

Los resultados económicos del tercer trimestre, según cálculos provisionales, fueron producidos por una población activa de 42 millones de personas, lo cual indica un aumento de 253.000 personas o un 0,6 por ciento más que el año anterior.

Destatis también revisó a la luz de los nuevos datos los resultados para los primeros dos trimestres del año, aunque en esta ocasión no se han producido cambios en los cálculos del PIB alemán.

EFE