27 de agosto de 2013 / 02:14 p.m.

México  • A pesar de que el gobierno ha tenido éxito en lograr acuerdos en varias reformas estructurales que tendrán efecto a mediano y largo plazos, es necesario un plan emergente para reactivar la economía en lo que resta del año, indicó Gerardo Gutiérrez Candiani, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE).

A una semana del primer Informe de gobierno del presidente Enrique Peña Nieto, es necesario un plan ambicioso de infraestructura que incluya las asociaciones público-privadas y aprovechar áreas de oportunidad, como la economía verde y el área de telecomunicaciones, recomendó.

Urgen estímulos fiscales y administrativos para impulsar nuevasinversiones, así como acelerar la reforma financiera y crear acuerdos marco de política industrial.

“Necesitamos un enfoque de fomento mucho más enérgico para incentivar la inversión y el mercado interno. Tenemos múltiples alternativas, pero hay que movernos con rapidez. Es oportuno instrumentar un plan emergente de reactivación, con acciones que puedan tener efectos en lo inmediato, que complementen recursos y fuerzas del sector público y el privado”, subrayó.

El presidente del CCE fue enfático al advertir que de no actuar con medidas que beneficien en el corto plazo, no se podrá revertir lo que parece inevitable, una caída en el empleo de poco más de 250 mil plazas respecto a las generadas en 2012.

Dijo que los acuerdos tienen que concluir en cambios verdaderos y no solo conformarse con lo políticamente viable. “Se han logrado reformas constitucionales tan trascendentes como la educativa y la de telecomunicaciones, pero hay que ver el riesgo de que, en aras de procurar un aval de todas las fuerzas políticas, caigamos en reformas insuficientes que solo posponen las soluciones que se requieren con urgencia”.

En el tema de la seguridad, puntualizó que es preocupante la aparición de las guardias comunitarias y que todavía no se percibe el cambio respecto a la estrategia en la materia de la nueva administración.

 — LUIS MORENO