diego armando medina
4 de junio de 2015 / 07:29 p.m.

Tigres volvió a triunfar ante Alan Pulido y esta vez fue en Zurich, Suiza en las oficinas del TAS en donde se presentaron ambas partes este jueves y el claro ganador fue Tigres.

La tarea pendiente era conocer quien tiene la razón, si Tigres con un contrato hasta junio del 2016 con el delantero o Alan Pulido quien dice ser jugador libre; los felinos presentaron 27 pruebas y cuatro testigos mientras que el futbolista solo tenía un AS bajo la manga pero que le quedó mal.

Alan Pulido presentó como único testigo a su ex compañero y amigo Lucas Lobos a quien llamó en tres ocasiones durante la audiencia con los abogados de Tigres y los árbitros del draft. Para su mala fortuna Lobos no contestó la llamada y Pulido se quedó sin ninguna prueba.

Por su parte los felinos, representados por el licenciado Alberto Palomino, llegaron bien armados y preparados a la reunión con cuatro testigos de forma escrita y 27 evidencias más que les daban la razón de que tienen firmado al atacante hasta el próximo año.

Al verse en una notable desventaja a Alan Pulido no le quedó más que aceptar frente a las autoridades presentes que sí había firmado un contrato con Tigres que lo liga hasta el 2016 algo que desconcertó a todos los presentes.

Será en los próximos días, aproximadamente en un mes, cuando el TAS dicte su veredicto final el cual luce claramente será a favor de Tigres por lo que por fin terminará la novela que tienen con Pulido desde hace un año.