ROBERTO FLORES | @BETOFLORES67
12 de octubre de 2016 / 04:39 p.m.

Ante las lesiones o ausencia de jugadores por estar en selecciones nacionales, Jürgen Damm aseguró que Tigres es un equipo que no depende de ningún jugador en especial para salir adelante.

El volante felino dijo que en esto tiene que ver mucho el esquema o planteamiento que hace Ricardo Ferretti en el equipo, tanto a la hora de trabajar en el día a día como en los encuentros, por eso si alguien falta no debe pesar para sacar un buen resultado o terminar de la mejor manera el torneo rumbo a la Liguilla.

“Afortunadamente el planteamiento, el esquema del ‘profe Tuca’ siempre ha sido muy bueno, juegue (André) Gignac, juegue Guido (Pizarro) o no jueguen, Tigres siempre sale a ganar, no dependemos de un jugador o de dos.

“El esquema siempre ha sido muy exitoso, tratando de mantener el cero y atacando lo mejor posible, ordenados. Se lesione un jugador o no, quien está siempre va a cumplir de la mejor forma, el ‘profe’ elige el plantel porque tiene confianza en cada uno de nosotros”, expresó Damm, quien ya está listo para volver a jugar tras semanas de rehabilitación.

Y es que la grave lesión de Israel Jiménez, ruptura de ligamento cruzado de su rodilla izquierda, se suma a otras que ha vivido el equipo en el presente torneo, como la propia de Damm en los aductores, Javier Aquino con esguince de tobillo, y las rehabilitaciones de Francisco Meza e Iván Estrada.

Además, el plantel felino tiene continuamente llamado de elementos a diversas selecciones y esto también le complica el trabajo a Ferretti.

“Es más complicado trabajar sin siete u ocho seleccionados, es su base del cuadro titular, pero se ha trabajado con mucha intensidad, los que han suplido a los que no están lo han hecho muy bien, entonces esté quien esté Tigres siempre será un equipo muy fuerte”, indicó tras la práctica del miércoles realizada en el Universitario.

¿Cómo esperas la recta final del torneo a partir de este sábado?
“Será muy importante, los tres puntos nos van a servir para afianzarnos en la parte alta, los que viene atrás en tercero o cuarto lugar están muy pegados, así que cualquier punto que dejemos ir nos puede costar en la tabla de posiciones.

“Debemos sumar de a tres, más jugando de local y cerrar el torneo de la mejor forma, quedan cinco partidos muy importantes en los que tenemos que sumar la mayor cantidad de puntos para entrar muy bien a la Liguilla y recibir la vuelta en casa aprovechando esa ventaja”, mencionó.

En cuanto al rival en turno, Jürgen Damm reconoció que Necaxa será un escollo complicado por la forma de juego y porque viene enrachado, con siete juegos al hilo sin conocer la derrota.

“Es un equipo muy ordenado, los equipos del profe Sosa siempre son muy ordenados de atrás para adelante, tienen jugadores muy desequilibrantes en la parte alta, entonces tenemos que estar muy atentos en esa situación.

“Cuando jugamos de local los equipos tienden a tirarse atrás así que trataremos de buscar más variantes, más opciones para no desesperarnos, tener circulación de balón y aprovechar las opciones que tengamos porque las opciones se reducen mucho como locales”, puntualizó.