ROBERTO FLORES
22 de diciembre de 2016 / 11:32 a.m.

Mucho se ha hablado del interés de Chivas por llevarse a Javier Aquino y Jesús Dueñas de Tigres, ante lo cual el ingeniero Alejandro Rodríguez tronó contra todos aquellos que hagan las cosas a través de la prensa y no por los conductos adecuados.

Si bien el máximo dirigente felino no personalizó su enojo hacia la directiva del Rebaño Sagrado, está claro que no le ha gustado que tanto Jorge Vergara como José Luis Higuera hayan manifestado públicamente su deseo de contratar a sus jugadores sin hacerlo de directiva a directiva.

"Nosotros no estamos en el negocio de venta ni de traspasos de contratos, sino en el negocio de levantar copas y ganar campeonatos, obviamente puede haber muchos equipos que andan buscando jugadores nuestros, pero por los conductos correctos.

"Jamás aprobaré que algunos equipos lo hagan a través de la prensa, eso inclusive en el código de ética está prohibido y debe haber sanciones al respecto, no quiero mencionar ni nombres ni Clubes, pero los que lo sepan o lo oigan ya saben de quién se trata, nosotros no somos así y jamás lo haríamos", afirmó el presidente auriazul en tono molesto.

Incluso en el Día de Medios que organizó la Liga MX se le preguntó a ambos jugadores del interés de Chivas, ante lo cual tanto Aquino como Dueñas dejaron en manos de la directiva felina su futuro, pero también destacando que están a gusto en Tigres y con contrato vigente.

"Nosotros nunca vamos a hablar, porque es una falta de espetó hacia el jugador, hasta que no termine la liga, hasta el último minuto del último juego es cuando nosotros podemos y primero tienen que saber ellos antes de que lo sepan los medios.

"Somos muy respetuosos porque les pedimos a ellos lo máximo y nosotros también les tenemos que dar lo máximo en respeto, confianza y admiración, porque estás hablando de que son campeones y el domingo en la noche estás hablando de campeones y los campeones se cotizan y deben tenerles respeto", reiteró el alto mando de los universitarios.

Javier Aquino tiene todavía año y medio de contrato y su cláusula de rescisión para el extranjero es de 18 millones de dólares, mientras que Jesús Dueñas también tiene año y medio de contrato y para salir deben pagar 10 millones de dólares.

Cabe señalar que la cláusula de rescisión no aplica para traspasos en el futbol mexicano, ya que aquí son los Clubes los que determinan las condiciones para algún traspaso, así que si las Chivas quieren a este par de felinos tendría que desembolsar más de 25 millones de dólares por ellos.