ROBERTO FLORES | @BETOFLORES67
23 de julio de 2016 / 10:17 p.m.

Aunque no termino satisfecho por el resultado, Ricardo Ferretti afirmó que se queda tranquilo con lo que demostró su equipo en la cancha en el duelo de anoche ante Atlas.

El Tuca resaltó el que su defensa ligue ya dos juegos de liga y además el Campeón de Campeones que no admite gol, por lo que esto también es algo que destacar.

"Me voy tranquilo, pero no satisfecho, sino fuera entrenador y veo el juego diría que los dos equipos jugaron bien. Tanto ellos como nosotros intentamos, pero no se dio, me voy tranquilo y con la obligación de seguir trabajando para mejorar", señaló el técnico felino en conferencia de prensa.

"Conforme con lo que se busco y lo intento, siempre quiero ganar, quiero más, pero hay que reconocer que el rival hizo bien las cosas, el Atlas también tuvo las oportunidades para ganar igual que nosotros.

Al insistirle al Tuca por la falta de opciones de gol y que las pocas que tuvieron no fueron aprovechadas, disculpo a sus jugadores porque hicieron el intento en todo el juego.

"Yo veo que mi equipo debe trabajar para mejorar, que por un partido a lo mejor no salen las cosas a uno de ellos no quiere decir que no sirvan, pero falta trabajar para acrecentar su potencial individual en beneficio del equipo", indicó el estratega.

¿Lo deja tranquilo el balance del equipo?
"Me preguntan por la falta de gol, pero nadie dice que tenemos dos partidos sin recibir gol, entonces cómo quiero ver las cosas , negra o amarilla, tenemos que mejorar las cosas tanto ofensiva como defensiva", reiteró ya con un tono algo molesto.

Ferretti reconoció que el conjunto rojinegro le puso una gran resistencia en base a un futbol ordenado y que les generó algunas opciones que pudieron haber concretado.

"Vi un Atlas bien plantado, con buena posesión, iniciaron mejor que nosotros, mejoramos y terminamos mejor, fuimos dos equipos que jugaron bien al futbol, pero no vi falta de intensidad.

"Incluso ellos generaron algunas opciones de peligro, pero en general tengo la sensación que hicimos un buen juego, pero lamentablemente no se pudo salir con la victoria".

Ahora Tigres visitará la próxima semana en la jornada tres a las Águilas del América en busca de su primer triunfo del torneo, algo que ya empieza a ser urgente.