12 de enero de 2013 / 05:54 p.m.

México  La firma Vesta firmó una carta de intensión con Nissan Mexicana para construir los edificios industriales que requerirá la cadena de suministro de la firma automotriz en su nuevo complejo en Aguascalientes.

En un comunicado enviado a la Bolsa Mexicana de Valores la firma inmobiliaria informó que el nuevo complejo industrial podría exigir una inversión de alrededor de 90 millones de dólares, de los cuales 55 millones corresponden a la primera etapa y serían invertidos en los próximos 18 meses.

Precisó que financiará este complejo con recursos propios y gozará de los derechos de arrendamiento de los edificios construidos en un plazo por acordar.

Comenta que cada una de las partes se ha comprometido a hacer sus mejores esfuerzos para ajustar los términos finales y suscribir los documentos de la transacción el 28 de febrero de 2013.

“Vesta no puede asegurar que alcanzará un acuerdo definitivo con Nissan o que se obtendrán los permisos y autorizaciones necesarios para llevar a cabo el desarrollo”, precisó la emisora.

Nuevas inversiones

Por separado la empresa Nissan de México anunció una inversión de 600 millones de dólares para la producción de tres nuevos modelos de automóviles en México. Llegará al mercado interno, el modelo Note que se presentará el próximo lunes en el Auto Show internacional de América del Norte.

En conferencia, José Luis Valls, presidente y director general de la empresa en México, sin precisar los otros dos modelos por fabricarse, indicó que la producción iniciará a partir del segundo trimestre de 2013, y tendrán por mercados objetivo, todos los países de América.

La fabricación iniciará en la actual planta que Nissan tiene en Aguascalientes, sin embargo, en cuanto esté lista la segunda planta que edificará en la entidad, hay posibilidad de transferir estas operaciones.

El Nissan Note es un monovolumen del segmento B, cuya primera generación fue producida por la marca japonesa desde 2004, por lo que llegará a México el segundo nivel de este producto.

Es un cinco plazas con motor al frente transversal y tracción delantera que reemplaza indirectamente al Nissan Almera Tino, que era del segmento C. Esta unidad compite contra otros monovolúmenes pequeños, como los Citroën C3 Picasso, Opel Meriva, Hyundai Matrix, Lancia Musa y Fiat Idea.

— AXEL SÁNCHEZ