ROBERTO FLORES - @BETOFLORES67
10 de marzo de 2016 / 10:04 a.m.

Después de la derrota en el Clásico Regio no hay tiempo para lamentos, hay que meter el acelerador a fondo en la segunda parte del torneo y los Tigres lo harán ante un rival que ha sido cliente en los últimos cinco años.

En la reedición de la Final del torneo anterior, los actuales campeones reciben a los Pumas en un partido que debe marcar el levantón anímico y futbolístico para encaminarse sin problemas a la clasificación.

“Ya le dimos vuelta a la hoja, ya se habló mucho del Clásico, la verdad ya pasó eso, digo no totalmente porque todo Clásico queremos ganar, pero hay que darle vuelta a la página y ya estamos metidos en Pumas”, expresó al respecto, José Rivas.

Tigres ha enfrentado a los de El Pedregal en seis ocasiones en El Volcán desde que Ricardo Ferretti volvió al banquillo de entrenador con un saldo de cinco triunfos y sólo una derrota.

En estos enfrentamientos, los felinos regios han marcado un total de 18 goles por apenas tres de los capitalinos.

Muy frescos están los recuerdos de la Final del Apertura 2015, donde los de la UANL se llevaron el campeonato no sin antes sufrir de más en la Vuelta, luego de haber goleado 3-0 categóricamente en la Ida en San Nicolás.

Tigres marcha en la quinta posición general del Clausura 2016 con 14 puntos, mientras que los capitalinos en el sitio 10 con apenas 11, por lo que una nueva victoria de los locales los pondría de nuevo entre los mejores cuatro del torneo.

“Es un encuentro muy intenso el que pensamos que será ante Pumas. De nuestra parte vamos a hacer todo lo que esté en nuestras manos para que se quede aquí el resultado, vamos contra el que jugamos la Final y para nosotros va a ser muy bueno, porque las últimas jornadas definen mucho y vamos por la victoria.

“A Pumas llegaron algunos refuerzos, pero siguen estando los jugadores base y con mucha intensidad, con juego de conjunto agresivo y nosotros los esperamos así, vamos a ocuparnos de la misma manera ante ellos”, mencionó Jorge Torres Nilo.