23 de enero de 2013 / 11:52 p.m.

La reforma hacendaria que plantea el gobierno de Peña Nieto busca fortalecer la captación fiscal que aún es baja en comparación con otros países, dijo Charles Collyns, secretario adjunto del Tesoro estadunidense.

 Ciudad de México • La reforma fiscal en México es vital para cumplir los demás compromisos suscritos en el Pacto por México, principalmente aquellos relacionados con gasto social, infraestructura, salud y educación, aseguró el secretario adjunto del Tesoro estadunidense, Charles Collyns.

En conferencia de prensa con medios de comunicación, el funcionario estadunidense afirmó que la reforma hacendaria que plantea el gobierno de Enrique Peña Nieto busca fortalecer la captación fiscal que aún es baja en comparación con otros países.

En el acto, donde también participaron los secretarios adjuntos de Comercio, Transporte y de Estado de Estados Unidos, Charles Collyns afirmó que la iniciativa de cambio fiscal en México es favorable pues también considera trabajar más sobre temas de transparencia y rendición de cuentas.

Respecto a la situación económica en Estados Unidos, el representante de la Secretaría del Tesoro, aseguró que se han hecho esfuerzos para la consolidación fiscal de esa nación, por lo cual ya se superó la mayor parte de la incertidumbre.

"Estamos hablando con el Congreso tratando de encontrar una solución de largo plazo como el límite de deuda y establecer un marco hacia el futuro para la consolidación fiscal que nos asegura que se estabilizará la deuda pública, hay mucho por hacer, pero hemos hecho progresos que reducen los riesgos para la economía estadunidense como la mexicana", dijo.

ALBERTO VERDUSCO