4 de marzo de 2013 / 03:49 p.m.

Monterrey • Vitro informó esta mañana que ha llegado a un acuerdo con los acreedores (fondos de inversión) que concluye en forma definitiva su proceso de reestructura con sus acreedores.

Dichos acuerdos vienen a poner fin a todas las acciones legales entre Vitro y ciertos acreedores, tanto en México como en los Estados Unidos instaurados desde hace más de dos años.

En el acuerdo aparece el fondo de inversión Fintech que dirige el regiomontano David Martínez, y quien adquiere toda la tenencia de bonos y quien absorberá los gastos, honorarios y costos incurridos por los administradores del Fideicomiso y los miembros del Grupo Ad Hoc (fondos de inversión y todo acreedor).

Mediante un comunicado enviado a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), la compañía vidriera establece que las partes han acordado conceder unos a los otros la liberación de, entre otras cosas, todas las reclamaciones relacionadas con los procedimientos judiciales y ciertos costos y honorarios.

El acuerdo también contempla que todas las partes se desistirán de todas las acciones legales, demandas, apelaciones y amparos entre ellas, en México y en EUA.

Los términos del acuerdo alcanzado con Fintech son los siguientes:

1. Fintech adquirirá la sustancial mayoría de bonos de los acreedores que no consintieron y renunciará a las acciones legales en contra de Vitro y sus subsidiarias en los Estados Unidos y México relacionadas con dichos bonos y consentirá al Plan Concursal aprobado por los Juzgados Federales de México con respecto a esos bonos y demandas. Esta acción incrementará la tasa de aprobación de dicho plan a cerca del 99% de los acreedores reconocidos.

2. Vitro se desistirá de las acciones de cobranza de gastos y costos en contra de los acreedores que no consintieron, así como de las demandas establecidas en los Estados Unidos, poniendo punto final a todos los procesos en su contra.

3. Como contraprestación al desistimiento de las sentencias condenatorias de pago ya emitidas y de todos los procesos legales de solicitudes involuntarias de quiebra en los EUA, Fintech recibirá acciones de una subsidiaria de Vitro que representan hasta el 13% de su capital (participación que será determinada sobre la base de los estados financieros auditados hasta diciembre 31 de 2012), y una nueva nota por 235 millones de dólares con plazo de 2 años, la cual será emitida por la misma subsidiaria.

Adrián Sada González, presidente del Consejo de Administración de Vitro, dijo al respecto: “la compañía tiene confianza en que estos acuerdos permitirán a Vitro generar más valor para todas sus partes interesadas incluyendo colaboradores, proveedores, acreedores y accionistas, y particularmente para sus clientes, sobre todo a aquellos ubicados en los Estados Unidos. Específicamente estos acuerdos se traducen en un convenio entre Vitro y ciertos acreedores que no consentían con el plan de reestructura y otros involucrados, y en un convenio por separado entre Vitro y su socio financiero Fintech.

“"Estos acuerdos nos permiten dar la vuelta a la página a un período retador para la compañía y enfocarnos plenamente en nuestro negocio y en satisfacer las necesidades de nuestros clientes"”, señaló Adrián Sada González, Presidente del Consejo de Administración de Vitro.

Asimismo, comentó “"Gracias a la valiosa participación de nuestros consejeros y al decidido apoyo de Fintech y su Director, David Martínez, hemos llegado a un final satisfactorio y estamos listos para aprovechar las grandes oportunidades que hoy se presentan para Vitro."”

Por su parte, David Martínez expresó: “La reestructura financiera de Vitro ha logrado el objetivo de crear un bajo y sostenible nivel de apalancamiento, luego de una década de altos niveles de deuda.

Estamos complacidos en participar como socios financieros en esta nueva etapa y confiamos plenamente en que bajo el liderazgo de Adrián Sada y su acertada administración, la empresa capitalizará sus extraordinarias perspectivas de crecimiento, incluyendo las del mercado de los Estados Unidos.”

Con este acuerdo la compañía podrá llevar a cabo, sin obstáculos, sus operaciones internacionales, principalmente en los Estados Unidos, las cuales, en 2012, representaron ventas por aproximadamente 446 millones de dólares al año –329 millones de dólares en envases y 117 millones de dólares en vidrio plano–, además de intensificar sus relaciones comerciales en beneficio de sus clientes actuales y buscar nuevas oportunidades de negocio en el extranjero.

“"Una vez que instrumentemos este acuerdo, el mandato del consejo es claro: enfocarnos en el desarrollo de las líneas de negocio, manteniendo la sana estructura financiera que hemos alcanzado y generando valor en el largo plazo para nuestros accionistas,"” señaló Hugo A. Lara García, director general ejecutivo de Vitro.

REDACCIÓN