22 de julio de 2013 / 01:57 p.m.

Una vez que el pasado miércoles entró en vigor la “Ley Antilavado” a nivel nacional en total unas 300 mil unidades económicas son las más vulnerables y tendrán que aplicar las nuevas disposiciones.

Alberto Elías Beltrán, director de la Unidad de Implementación de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público detalló que son 15 actividades más vulnerables para aplicar la “Ley Antilavado”, algunas de estas son: joyerías, negocios de ventas de autos, desarrollos inmobiliarios, comercializadoras de vehículos terrestres, aeronaves y navíos, servicios de blindaje, sorteos y corredores públicos entre otros.

En el caso de la compra de inmuebles, por ejemplo, se tendrán que tomar medidas cuando sean en cifras por 521 mil pesos, una de estas acciones es el solicitar identificaciones a los clientes, estos datos personales estarían en resguardo en los negocios durante unos cinco años.

""Esta nueva Ley es un gran paso para prevenir y combatir el lavado del dinero y evitar el paso de dinero sucio que entre y proviene de de delitos como el narcotráfico, el secuestro, explotación de menores ingresen a la economía y el sistema financiero"", dijo en entrevista telefónica.

Detalló que aún están pendiente la publicación del Reglamento, que sería el 16 de agosto de este año y concentraría las reglas de operación, por lo pronto están en contacto con diversas asociaciones para explicar en qué consistirá la nueva Ley.

Alberto Elías Beltrán previó que una vez publicados los reglamentos sería en octubre cuando ya comience a aplicarse.

""Se les recomienda establecer ciertas medidas y revisar sus procedimientos internos de los que realizan actividades vulnerables para empezar a dar cumplimiento con las obligaciones de la Ley"".

A pregunta expresa sobre el disgusto de algunos comerciantes respecto a que la aplicación de Ley representará una mayor carga administrativa o pueda ahuyentar el consumo, dijo:

""Reconocemos que puede haber molestias pero las reglas de carácter federal van a permitir y establecer que el cumplimiento de estas obligaciones sean ágil y sencillas para que puedan realizarse todos con la adaptarse de la Ley"".

Detrás de la aplicación de esta Ley se encuentra Hacienda, donde trabajan un equipo de 29 personas, como economistas, contadores, especialistas en sistemas, entre otros, para su realización.

— ALEJANDRA MENDOZA